Buscar este blog

lunes, 28 de noviembre de 2011

La Casa Infernal, de Richard Matheson

El único libro que había leído hasta ahora de Matheson (el único que había visto en las librerías) era el de "Soy leyenda", su libro más conocido. El libro lo leí tres veces. La primera cuando lo compré, luego volví a leerlo cuando vi que no me acordaba casi nada del libro, y la tercera vez cuando la película de Will Smith (esta vez conseguí entender mejor el final).
De un tiempo a esta parte me entraron ganas de leerme alguno de sus otros libros, sobretodo "El último escalón", ya que la película  me gustara mucho en su día, pero la búsqueda resultó infructuosa. El único que veía era el de "Soy leyenda", hasta que un día encontré "La casa infernal". No era el que yo quería, pero a falta de otro y como era uno de sus libros "clásicos", pues a la saca.

El libro trata sobre una casa encantada, La Casa Belasco, y de los fenómenos paranormales que han ocurrido en ella a lo largo de los años. En 1940 se envió una expedición a la casa, pero sólo uno salió con vida. Treinta años después, un millonario moribundo envía una nueva expedición, formada por cuatro personas una de las cuales es el superviviente de 1940, para que prueben si existen realmlente esos fenómenos o si es todo un truco de feria.

El libro me ha gustado más de lo que esperaba. La historia de Emeric Belasco es espeluznante y los momentos fantasmales son aterradores y con mucha tensión. Esto hace que sigas queriendo leer más y más, pero como yo he visto un montón de películas de casas encantadas, estoy en cierto modo insensibilizado, y no me ha aterrorizado tanto como debiera. Si me lo hubiera leído hace diez años, por ejemplo, creo que la cosa habría sido muy diferente. Aún así ha sido una buena lectura. 

martes, 22 de noviembre de 2011

Clive Barker's Undying


Este es el primer juego que me compré para ordenador, y aunque ya ha cumplido diez años, sigue siendo uno de los más terroríficos de todos los que he jugado. Allá por el 2001, los libros de Clive Barker estaban descatalogados en España (aún recién están empezando a salir ahora, aunque no todos) y era misión imposible conseguirlos. Por eso encontrar un videojuego cuyo guión era obra de Barker fue un regalo caído del cielo, y no lo dudé. 


He leído pocos libros de Barker pero estoy bastante familiarizado con su obra y puedo asegurar sin temor a equivocarme que la historia de este juego es de lo mejor que ha salido de su mente retorcida. De hecho creo que si la convirtiera en novela sería una de sus más destacadas creaciones.

Corre el año 1923. Patrick Galloway es una especie de investigador de lo sobrenatural y se gana la vida enfrentándose a todo tipo de seres demoníacos. Un día recibe una carta de su viejo amigo de la guerra, Jeremiah Covenant, en la que le pide ayuda desesperadamente. Patrick tuvo que abandonar Irlanda hace años acusado injustamente del asesinato de su amada, pero Jeremiah le salvó la vida en la guerra, así que regresar y ayudarle es lo mínimo que puede hacer.

Su conversación inicial con débil y enfermo Jeremiah se ve interrumpida por un aullido terrorífico y espeluznante. Patrick sale a investigar y se enfrenta a una criatura que parece salida del mismo Infierno. Cuando regresa con Jeremiah le pide una explicación, y Jeremiah le cuenta la historia de su familia. Cuando eran niños, él y sus hermanos fueron a la Isla de las Piedras Erguidas y allí leyeron uno de los libros de brujería de su padre. Como respuesta, las olas del mar se agitaron y se levantó una fuerte ventisca, y Jeremiah y sus hermanos perdieron el conocimiento. Desde entonces la maldición persigue a su familia, pero fue al regresar de la guerra cuando descubrió que en su ausencia las cosas habían ido de mal en peor. Sus hermanos han muerto, pero de alguna forma siguen rondando la casa, buscando acabar con él de una vez por todas. Será nuestra tarea impedir que eso ocurra.

Resumiendo, nuestra tarea es ir detrás de cada hermano y cargárnoslo. Patrick Galloway posee dos tipos de ataques. Con la mano izquierda maneja las armas normales (pistola, escopeta, Guadaña del Celta...) y con la derecha puede lanzar hechizos (Visión, lanzar ectoplasma y calaveras...). Empezamos el juego únicamente con la pistola y el hechizo de la Visión(muy útil ya que con él podemos ver en la oscuridad y cuando nos susurran "look" podemos ver escenas ya pasadas) y a medida que avanzamos vamos encontrando nuevas armas y hechizos y formas de hacer estos más poderosos.

El juego está muy bien ambientado, con muchas zonas en sombras, música que te hace estar alerta, y los monstruos demoníacos que te aparecen de golpe y te hacen soltar algún grito. Además por el camino te vas encontrando extractos de diarios y así vas averiguando toda la historia de la maldición de los Covenant. Lo malo es que es un juego muy limitado. Sólo puedes ir en una dirección y muchas puertas están cerradas o bloqueadas, así que no tienes demasiada libertad. Y luego están algunos gráficos, que como dije antes han pasado diez años y ya cantan un poco. Pero aún así sigue siendo un juego increíble al que no me canso de jugar (lo habré acabado como media docena de veces, la última hace poco, para hacer esta entrada).
Ahora me encantaría pillarme el otro juego que Barker ha guionizado, Clive Barker's Jericho, pero lo malo es que sólo lo hay para Xbox y yo tengo PS2, así que a quedarse con las ganas. 

lunes, 21 de noviembre de 2011

Crónicas Marcianas, de Ray Bradbury

Ray Bradbury es uno de los autores de ciencia-ficción más importantes de nuestro tiempo y es conocido sobretodo por dos de sus obras más importantes: "Farenheit 451" y "Crónicas Marcianas". Yo soy de los que piensan que los clásicos hay que leerlos, tanto los de la literatura en general como los de cada género en particular. Por eso cuando lo vi en la librería no pude pasarlo por alto.

Al principio no me animaba a leerlo porque leí en el foro que Bradbury tenía un estilo muy particular de escribir, muy lírico, casi rozando la poesía, y eso me frenó un poco, pero lo cierto es que me ha gustado mucho. Son relatos aparentemente simples pero que destilan mucha tristeza y amargura debido a que nos muestra realmente cómo es el ser humano, y muchas veces me he quedado pensando en cuánta verdad hay en estas páginas.

Estos 25 relatos tratan sobre la colonización de Marte por parte de los humanos y de lo que esto significa para los marcianos. Los humanos llegan y empiezan a convertir Marte en una nueva Tierra, construyendo sus casas, sus pueblos y ciudades, llevando allí su industria, sin pensar en las consecuencias para los marcianos.

Y los relatos son:

1. El verano del cohete (enero 1999)

Es simplemente la introducción a la antología y en relato el cohete con la primera expedición a Marte parte hacia el Planeta Rojo. 

2. Ylla (febrero 1999)

Ylla es una marciana que vive en un matrimonio que ha perdido la chispa y todo es amargura. Entonces empieza a soñar con los astronautas de la primera expedición, con los que habla telepáticamente. Su marido no se cree nada, pero se muestra celoso y el día que según el sueño de su esposa llegan los astronautas, va hacia la zona de aterrizaje y los mata. 

3. Noche de verano (agosto 1999)

Por todo Marte los marcianos empiezan a cantar canciones típicas norteamericanas y en inglés, sin saber muy bien cómo es esto posible. 

4. Los hombres de la Tierra (abril 2000)

La segunda expedición llega a Marte, pero su recibimiento no es el esperado. Los marcianos no los creen cuando les dicen que vienen de la Tierra y toman al capitán por un marciano loco (los marcianos locos pueden hacer que sus alucinaciones se hagan reales) y un psiquiatra marciano, al ver lo increíblemente real que son la nave y la tripulación, decide matar al capitán, ya que así sus alucinaciones desaparecerán. Pero ni la nave ni la tripulación desaparecen, así que creyendo que él también está loco se pega un tiro. 

5. El contribuyente (marzo 2000)

En la Tierra, un hombre insiste histérico en que tiene todo el derecho del mundo a ir en la siguiente expedición a Marte y que no quiere quedarse en la Tierra ya que en cualquier momento se producirá una guerra atómica, pero la segunda expedición se burla de él y parte hacia Marte, dejándolo atrás. 

6. La tercera expedición (abril 2000)

La tercera expedición llega a Marte y se encuentra un pueblo típicamente norteamericano en el que viven sus familiares ya fallecidos. Al principio todo es felicidad y jolgorio, pero por la noche el capitán se da cuenta de que en realidad no son sus familiares, sino que son marcianos haciéndose pasar por ellos. Pero ya es tarde y todos los miembros de la expedición son asesinados esa misma noche.

7. Aunque siga brillando la luna (junio 2001)

La cuarta expedición llega a Marte y descubre que todos los marcianos han muerto de varicela, llevada sin saberlo por las expediciones antreriores. Uno de sus miembros, Spender, cree que si los humanos empiezan a llegar a Marte acabarán consumiendo el planeta y destruyendo todo rastro de cultura marciana, así que empieza a matar a los miembros de la expedición. 

8. Los colonos (agosto 2001)

Los humanos empiezan a colonizar Marte. 

9. La mañana verde (diciembre 2001)

A un hombre, Benjamin Driscoll, quieren enviarlo a la Tierra por problemas de salud debido al aire marciano, pero él se niega. En vez de eso, pretende plantar miles de árboles en el árido planeta para así solucionar el problema del oxígeno. Tras una noche de lluvia y debido a la particulares condiciones del suelo marciano, a la mañana siguiente las semillas que ha plantado se han convertido en un inmenso bosque. 

10. Las langostas (febrero 2002)

La gente sigue llegando a Marte y empiezan a construirse pueblos iguales a los de la Tierra. 

11. Encuentro nocturno (agosto 2002)

Tomás Gómez se encuentra con un marciano pero ambos no se pueden tocar, son transparentes el uno para el otro. Esto es debido a que cada uno está en una época distinta. Tomás está en el presente, en el MArte colonizado por los humanos, y el marciano está en el pasado, en el esplendor de la civilización marciana. 

12. Intermedio (febrero 2003)

Las construcciones de los humanos siguen avanzando. Ahora le toca el turno a las ciudades. 

13. Los músicos (abril 2003)

Unos niños humanos juegan con los huesos y calaveras de marcianos muertos que encuentran en los restos de las ciudades marcianas, antes de que lleguen los "bomberos" a quemarlo y destruirlo todo. 

14. Un camino a través del aire (junio 2003)

Los afroamericanos abandonan la Tierra y se marchan todos a Marte, dejando a sus amos blancos racistas sin nadie a quien perseguir y mangonear. 

15. La elección de los nombres (2004-2005)

Aquí los humanos van poniéndole nombres terrícolas a las distintas partes de Marte. 

16. Usher II (abril 2005)

Este relato está basado en "La caída de la casa Usher" de Edgar Allan Poe y trata temas como la censura y la prohibición, que también aparecerían posteriormente en "Farenheit 451". 

William Stendahl se construye en MArte una réplica de la casa Usher descrita por Poe en su relato y el día de la inauguración aparecen los de Climas Morales para decirle que va a tener que echarla abajo, ya que está prohibido todo lo relacionado con brujas, fantasmas y otros seres imaginarios. Stendahl los invita a pasar y va matándolos uno a uno. 

17. Los viejos (agosto 2005)

Las personas mayores empiezan a emigrar a Marte. 

18. El marciano (septiembre 2005)

Un marciano adopta el aspecto del hijo fallecido de los La Farge para que vuelvan a tener felicidad en sus vidas, pero también lo hace con otras familias. Al encontrarse en medio de la multitud trata de adoptar el aspecto de varias personas a la vez y ese esfuerzo acaba matándolo. 

19. La tienda de equipajes (noviembre 2005)

El propietario de una tienda de equipajes y un sacerdote conversan sobre la guerra atómica en la Tierra. 

20. Fuera de temporada (noviembre 2005)

Sam Parkhill (uno de los miembros de la cuarta expedición) y su mujer Elma abren un kiosco de salchichas calientes en Marte y mientras esperan que miles de personas lleguen al Planeta Rojo para servirlas, una gran parte de la Tierra es destruida por la explosión de una bomba atómica.

21. Los observadores (noviembre 2005)

Los humanos de Marte, al saber que parte de la Tierra ha explotado, regresan a su planeta, preocupados por sus seres queridos que aún están allí. 

22. Los pueblos silenciosos (diciembre 2005)

Walter Gripp es el único hombre que queda en Marte después de que todo el mundo regresara a la Tierra. Un día suena el teléfono en una casa pero cuando va a cogerlo ya han colgado, así que Walter decide buscar a esa persona. Al final la encuentra; se trata de una mujer, Genieveve Selsor. Walter pasa todo el día con ella y cuando ésta le insinúa que deberían casarse Walter sale huyendo. 

23. Los largos años (abril 2026)

La familia del señor Hathaway murió por causa de un virus desconocido, y para no sentirse solo construyó unos robots idénticos a ellos. 

24. Vendrán lluvias suaves (agosto 2026)

En los hogares vacíos que los humanos dejaron en Marte, los aparatos eléctricos y mecánicos siguen funcionando como si sus propietarios siguieran allí. 

25. El picnic de un millón de años (octubre 2026)

Una familia abandona la Tierra en un cohete particular y se traslada a Marte permanentemente, alejándose de la guerra atómica de la Tierra.

Mis relatos favoritos son: "Los hombres de la Tierra", "La tercera expedición", "Usher II" y "El marciano".

jueves, 17 de noviembre de 2011

La soledad de Charles Dickens, de Dan Simmons

Mi idea original era leerme "El Último Dickens" de Matthew Pearl y luego este y hacer una entrada comparando ambos libros, pero la idea de leer dos libros seguidos sobre el mismo tema se me hizo algo soporífero, así que opté por hacer una entrada para cada libro. Pero esta no fue la única razón por la que he esperado tanto para leerlo. Allá por abril-mayo me leí los dos últimos libros de la saga Hyperion (Endymion y la Ascensión de Endymion) que juntos sumaban unas 1300 páginas, y leerme un tercer libro de Simmons consecutivamente me habría provocado un colapso en el cerebro. Así que después de unos cuantos meses pensé que este era un buen momento para adentrarme en la vida de Charles Dickens.

Dan Simmons es un autor al que no se le puede encasillar en un sólo género, porque sus libros son de temática muy variada: ciencia-ficción, terror, suspense, novela histórica... "La soledad de Charles Dickens", o "Drood", que es su título original y con el que me gusta más referirme a él, es una novela histórica con tintes de terror que trata sobre los últimos cinco años de vida de Charles Dickens.

El libro está narrado por Wilkie Collins, amigo escritor de Dickens además de pariente político (su hermano estaba casado con la hija mayor de Dickens) y empieza hablándonos del accidente de tren al que Dickens sobrevivió milagrosamente y tras el que ya no volvió a ser el mismo (al subirse a algún tren o cualquier otro vehículo y sentir la más mínima vibración, Dickens se ponía pálido y se quedaba tieso como una estaca). Hubo decenas de muertos y heridos, y Dickens trató de ayudar a los supervivientes como pudo. Es entonces cuando conoce a un misterioso y siniestro personaje que se llama a sí mismo Drood, el cual también se acerca a consolar a los heridos, pero Dickens se da cuenta de que todo aquel a quien atiende acaba muerto. Dickens cree que Drood ha hecho algún tipo de ritual de canibalismo con las víctimas (un tema que lleva años obsesionando al propio Dickens) y convence a Wilkie Collins para que lo ayude a dar con el paradero de Drood. 

Dejando a un lado el tema de Drood (que, seamos sinceros, dado la extensión del libro, le dedica una mínima parte) de lo que verdaderamente trata el libro es de la vida literaria y personal tanto de Charles Dickens como de Wilkie Collins. Se nota que Dan Simmons es de los que investigan a fondo (sólo hay que ver las últimas páginas, llenas de arriba a abajo de titulos de libros de y sobre ambos autores) porque da muchos detalles sobre las intimidades de Dickens (la relación con sus hijos, que dejó a su mujer por una actriz de 18 años...) y sobre su forma de trabajar a la hora de escribir un nuevo libro, sus charlas con Wilkie Collins discutiendo sobre sus respectivos libros (esta parte está bien, esta otra queda mejor así...) y sus giras en las que leía fragmentos de sus libros, cuyas lecturas eran tan intensas que algunos espectadores se desmayaban o quedaban aterrorizados. Y lo que más polémica ha levantado, el retrato que hace de Wilkie Collins, convirtiéndolo en un auténtico drogadicto. Adicto al opio, al láudano (si una dosis normal eran una o dos gotas diluidas en un vaso de vino, él tomaba como 200 dos o tres veces al día) y finalmente morfina para dormir, lo que le provocaba todo ello unas alucinaciones muy vívidas. A su lado, House es un aficionado.

El libro no contiene tanto terror como pensaba, pero me ha gustado mucho, ya que me ha servido para conocer en profundidad a estos dos grandes escritores del siglo XIX (Nota mental: leer algo de Collins) y además está escrito imitando el estilo de esa época, lo cual lo hace más interesante. La única duda es ese final acerca de Drood, si lo que le dice Dickens a Collins sobre el tema es cierto o no. Yo en esto prefiero ponerme de parte de Wilkie Collins. Aún así ha sido una lectura larga pero amena, y lo recomiendo encarecidamente.    

lunes, 14 de noviembre de 2011

Leyenda Urbana 2: El Corte Final

La acción transcurre en una escuela de cine. A Amy, la protagonista (Jennifer Morrison, la doctora Cameron de House) se le ocurre una idea para la película de su tesis: un asesino que mata a sus víctimas basándose en leyendas urbanas.

Amy comienza a rodar su película y paralelamente Travis Stark, el alumno más prometedor, aparece muerto.Todo apunta a un suicidio. Entonces aparece Trevor, su hermano gemelo, que no cree que Travis se suicidara, y le pide ayuda a Amy para descubrir al asesino. Mientras, alguien está matando a los alumnos de la escuela de la misma forma que sucede en la película de Amy.

Si la primera película aún tenía cierto interés y entretenimiento, esta segunda parte brilla por su ausencia. Es bastante mediocre, salen muchas menos leyendas que en su predecesora y los motivos del asesino son de risa. Para mí, lo mejor de toda la película es lo que ocurre al final de todo, cuando cierta persona se lleva al asesino en silla de ruedas, que no es otro que el asesino de la primera película. Todo lo  demás es para olvidar.

Algunas de las leyendas:

-La delrobo del riñón.
-La de la chica que tiene miedo a la oscuridad que para saber que no hay ningún peligro saca la mano y su perro se la lame. A la mañana siguiente entra en el baño y encuentra a su perro muerto y en la pared pone: "Los humanos también sabemos lamer".
-La del túnel del terror con cadáveres de verdad.

Leyenda Urbana

Esta es una de esas películas que pusieron de moda el género "terror para adolescentes" a finales de los noventa y principios del 2000 y como yo en esa época era un adolescente la película me encantó. Asesinatos, sangre y leyendas urbanas, ¿qué más podía pedir? Además la película hizo que conociera el tema de las leyendas urbanas, del que apenas sabía nada, y después de verla me leí un libro sobre el tema, "Leyendas urbanas en España", de Antonio Ortí y Josep Sampere (año 2000), que me gustó mucho. 

Recientemente he vuelto a verla y debo confesar que ya no me gustó tanto. Seamos sinceros, si se llama "terror para adolescentes" es por algo. No sé, al sabe quiénes mueren y la identidad del asesino, ya pierde su gracia, pero el comienzo sigue siendo buenísimo, con ese Brad Douriff fritando a la chica: "¡Lleva alguien en el asiento de atrás!". 

Esta vez he visto la película desde una nueva perspectiva, ya que en 1998 los protagonistas eran todos unos desconocidos (menos Josuah Jackson, que venía de "Dawson Crece"), pero ahora algunos ya no lo son tanto. Josuah Jackson (Fringe), Tara Reid (American Pie) y Michael Rosenbaum (famoso por encarnar a Lex Luthor en Smallville, se me hace raro verlo con pelo). 

En la película, un asesino mata a unos estudiantes universitarios basándose en leyendas urbanas. Lo más interesante es ver todas las leyendas urbanas que sirven de inspiración al asesino y cómo éste las escenifica. A continuación una muestra:

-La del asesino que va en el asiento de atrás del coche.
-La de Bloody Mary (si dices su nombre 5 veces delante del espejo, su fantasma aparece para matarte).
-La de la niñera que recibe una llamada amenazante, que resulta proceder de la habitación de los niños, en el piso de arriba.
-La de que si tomas Peta-Zetas y Coca-Cola te explota el estómago.
-La de la pareja que está en el bosque en su coche y el chico sale a orinar, la chica oye unos arañazos en el techo del coche y resulta que son los pies de su novio, que cuelga ahorcado de la rama de un árbol.
-La de la chica que entra en su habitación con las luces apagadas mientras a su compañera la están asesinando, y a la mañana siguiente encuentra el cadáver y en la pared pone: "¿Contenta de no haber encendido la luz?".
-La de la iniciación de las luces: un coche va sin luces por la carretera y cuando el primer coche le hace ráfagas, el primero le va detrás y lo mata.
-La de la vieja, el perro y el microondas.
-La del robo del riñón.

jueves, 10 de noviembre de 2011

Experiencias traumáticas de mi infancia (III)

Iré directo al grano. Desde que tengo uso de razón sufro de aracnofobia. No sé a qué se debe, si me cayó encima una araña cuando estaba en la cuna ni desde cuándo, sólo sé que es así. De pequeño cualquier tipo de araña me paralizaba, hacía que un escalofrío me recorriera la espalda y sentía cómo centenares de patas invisibles caminaban por todo mi cuerpo. Para tratar de superarlo me dio por ver películas y leer libros sobre el tema, pero lo único que conseguí fue, con las películas, estar dos horas agonizando de puro terror, y con los libros, únicamente saberme la anatomía de la araña (la palabra que siempre me viene a la mente es "quelíceros", que es por donde inyecta el veneno).

No sé a qué se debe, pero una buena razón, creo yo, es que al tener tantas patas y moverse tan rápido, es como ver una mano cercenada arrastrarse. No sé, creo que Freud tendría mucho que decir sobre esto.
Cuando tenía 7 u 8 años viví la experiencia más traumática de mi vida, y lo fue tanto que se grabó a fuego en mi memoria. La recuerdo tan claramente como si hubiera ocurrido ayer mismo.  Estaba en la habitación de mis padres viendo "El hombre elefante" cuando me fijé en que debajo del espejo había un bicho enorme. Al principio pensé que era un caballito del diablo. Entonces movió una pata y pensé: "Ese caballito parece una tarántula". Me fijé un poco más y efectivamente, era una tarántula, grande como mi mano y de las peludas.

Ya os podéis imaginar mi reacción. Salí chillando de la habitación y estuve dos semanas sin entrar en ella, y cuando finalmente lo hice no paraba de mirar a todos lados como un paranoico, sintiendo un hormigueo por todo le cuerpo.
Actualmente mi nivel de fobia se ha reducido un poco. He pasado de estar en zona roja a esta, digamos, en zona naranja chillón. Puedo ver cualquier araña de las normales e incluso matarla sin que casi me afecte (siempre pensaba que al intentar aplastarla con la zapatilla no le iba a dar e iba a acabar subiéndoseme encima), pero con las gordas y peludas sigo sin poder, y creo que esto siempre será así.

Hace poco estuve en el zoo de Vigo y cuando entré en la zona de los bichos venenosos (serpientes, escorpiones y arañas) y vi las tarántulas, migalas y demás, empecé a retorcerme de asco. ¡Y eso que estaban inmóviles!. Esto me ocurre al verlas. No quiero ni imaginarme lo que sería tener una en la mano.  

lunes, 7 de noviembre de 2011

Battlestar Galactica, Cuarta Temporada (¡Ojo Spoilers!)

Llevo una larga temporada viendo un montón de series, prácticamente devorándolas como quien come cacahuetes, y pude ver terminar algunas largamente seguidas (otras desgraciadamente no tan largas) y en ningún caso pude decir plenamente satisfecho "este es un final perfecto" o "qué bien han sabido cerrarlo todo". Mi reacción más habitual era "¿Pero esto qué es?", "No puedo creer que acabe así" o "Pff". 
Sólo ha habido una excepción, y es, cómo no, BSG. 
Esta es una serie ejemplar. Cada nueva temporada era diez veces mejor que la anterior y en ningún momento me encontré con un capítulo aburrido, porque incluso los capítulos tranquilos eran increíbles y todos aportaban algo, por mínimo que fuera. Esta última temporada es sencillamente de matrícula de honor. 

Para empezar, la trama de los Últimos Cinco, que para mí es la mejor trama de toda la serie. Cuatro de los Cinco son revelados, pero éstos no tienen ningún recuerdo de su vida cylon, sino únicamente de su vida humana, y se reúnen de vez en cuando para discutir sus "cosas cylon": qué harán ahora, porqué no recuerdan nada, quién es el que falta, sus maniobras para ocultar ante la flota su verdadera naturaleza... Os lo aseguro, cada vez que había una de estas reuniones se me caía la baba y era incapaz de estar sentado. 

Luego ocurren dos cosas simultáneamente. Primero, entre los cylon se produce una guerra civil. Al descubrir que los Cinco están entre la flota. Un bando, liderado por una Número Seis, pretende poner fin a la guerra y crear una nueva alianza con los humanos. El otro bando, liderados por el Número Uno, Cavil, pretende seguir con la guerra, aunque eso implique matar a los Cinco. Ante la nula posibilidad de un acuerdo, Cavil traiciona al otro bando e intenta acabar con él, y éstos tienen que huír, con la esperanza de que los humanos les den asilo. 

Por otro lado, Starbuck reaparece semanas después de haber muerto, en un nuevo caza y sin recuerdos de lo sucedido, afirmando que ha estado en la Tierra y que sabe cómo llegar. Claro está, todos (bueno, la inmensa mayoría) creen que es un cylon y tras un incidente con Roslin la encierran. 
Con cada salto de Galactica, Kara va perdiendo el rastro de la Tierra, y por ende, su cordura. Al final, Adama le da una oportunidad y le cede una nave. Kara no encuentra la Tierra, pero se topa con los cylons renegados y tras conocer lo sucedido los lleva con la flota. 
Tras algunas reticencias, Roslin y Adama aceptan la alianza, ya que ambos grupos quieren empezar de cero en el planeta, y acceden al plan de los cylons: reanimar al modelo Número Tres, Dana, ya que es la única que ha visto el rostro de los Cinco, y buscarlos, ya que ellos conocen el camino a la Tierra (supuestamente). 

La revelación de la identidad de los Cinco (de momento los Cuatro) produce una conmoción en la flota, ya que son miembros importantes, pero a nadie le afecta tanto como a Adama, que se derrumba y se echa a llorar en los brazos de su hijo al saber que su mejor amigo durante los últimos treinta años es un cylon. 

Finalmente encuentran la Tierra, pero no resulta ser el paraíso que todos esperaban. El planeta es un cementerio donde la vida ya no es posible y al ver que sus esperanzas han caído en saco roto, la flota se deja dominar por el desánimo. Peleas, borracheras, incluso el mismo Adama provoca a Tigh para que lo mate. Pero al final entra en razón y decide ir en busca de un hogar para todos.  

Aunque la mayoría de la flota ha aceptado la alianza con los cylons, no todos están de acuerdo, y durante esta nueva búsqueda se produce un violento motín a bordo del Galactica dirigido por el vicepresidente Zarek y Felix Gaeta, en el que hay muchos muertos. La situación llega a tal extremo que acusan a Adama de traición y a punto están de ejecutarle, pero afortunadamente es salvado en el último momento por sus hombres de confianza. El motín acaba en fracaso y Zarek y Gaeta son ejecutados. 

El motín sirve para descubrir los graves daños que tiene la nave, los cuales apenas tienen arreglo. Al fin y al cabo, la nave ya era vieja durante la Primera Guerra Cylon. Adama ordena que reparen todo lo que puedan, aunque sabe que el Galactica sufre una enfermedad terminal. 
Es en este momento cuando aparece el Quinto Cylon y la niña Hera es secuestrada por Cavil, con la intención de abrirla y descubrir por qué es tan especial. 

Aun sabiendo que es posible que no regresen con vida, Adama y una buena parte de la tripulación del Galactica se embarcan en una última misión, la de ir al mismo corazón de la base general cylon y rescatar a la niña. Este es uno de los más grandes y memorables momentos de la serie, que deja el discurso de la batalla de Braveheart en algo para aficionados. Atención a esa escena en la que Adama pregunta quién le acompaña y casi toda la tripulación se presenta voluntaria, e incluso Laura Roslin, que apenas tiene fuerzas para moverse debido al estado avanzado del cáncer, se levanta y se pone al lado de Adama. Momentos míticos como este hay pocos. 

Al final consiguen encontrar a la niña sana y salva, acaban con la guerra (aunque no de la forma en que iba a ocurrir en un principio) y encuentran ese planeta en el que establecer su hogar, que no es otro que... ¡nuestro planeta, hace 150.000 años! Esto es algo que jamás me hubiera imaginado. Menudo giro sorpresa. Así que nosotros descendemos de los humanos y cylons de Galactica... 

Como dije al principio, este es un final perfecto, además de cerrar todas las tramas, también cierran las historias de los personajes, y diré que de una forma muy emotiva. Imposible no llorar con Adama y Roslin, madre mía, qué bueno. Y ese epílogo no tiene desperdicio, con los dos ángeles caminando por el Nueva York de nuestros días, preguntándose si la humanidad habrá aprendido de sus errores, y luego empiezan a poner imágenes de los avances en IA de Japón, unos avances que aún están en pañales, pero que te dejan pensando durante bastante tiempo. Al menos en mi caso, días después de acabar la serie me encontré pensando en ese epílogo. 

Esta es una serie que me ha marcado profundamente y veo difícil que eso vuelva a ocurrir.
Ahora vayamos con los personajes, que son unos cuantos. 

PERSONAJES

Almirante William Adama (Edward James Olmos)


Tras el inesperado ataque cylon y su posterior retirada, Adama se reconcilia con su hijo y le ofrece de nuevo sus galones, pero Lee los rechaza, decidido a probar fortuna en política. Cuando Starbuck reaparece de entre los muertos, todos menos Anders y Lee creen que es un cylon, incluído el Almirante. Éste la ignora cuando insiste en que con cada salto se alejan de la Tierra, pero cuando se demuestra que no es un cylon, Adama le cede una nave y le da unos días para que halle el camino a la Tierra.

Starbuck regresa con los cylons renegados. Su líder, una Número Seis, les habla de la Guerra Civil, de los Cinco y de su deseo de alianza con ellos. Su plan es reactivar al Número Tres, Dana, que conoce el rostro de los Cinco y hacerlos salir a la luz, ya que ellos saben dónde está la Tierra. 
Para convencerlos de sus buenas intenciones, Seis les da la ubicación del Centro de Resurrección, el cual, si se destruye, impedirá que los cylon puedan volver a trasvasarse. Los hará mortales. Roslin y Adama aceptan el plan, pero antes de poder llevarlo a cabo, la nave base cylon desaparece con un grupo de humanos dentro, entre los que está la Presidenta.

Adama decide esperar con la flota a que regresen y cuando se da cuenta de que podrían ser atacados en cualquier momento hace que prosigan la búsqueda mientras él se queda en un caza a la espera. Cuando días después la nave base reaparece, él y Roslin se confiesan sus sentimientos (¡Por fin! A buenas horas).
 
A bordo de la nave base descubre que han liberado a Dana, y ésta amenaza con matar a los humanos que hay a bordo si no les entregan a los Cuatro. Dana acompaña a Adama de regreso al Galactica para comunicar la noticia y poco después Dana ejecuta al primer civil. Mientras Adama se plantea si hacer lo que Roslin le sugirió (destruír la nave base cylon con ellos a bordo), Tigh acude a él y le revela que es uno de los Cinco, y le sugiere que en vez de destruír la nave amenace con matarle si no le devuelve a sus hombres.

Adama queda muy afectado ante la noticia de que su mejor amigo durante los treinta últimos años es un cylon y no puede ni plantearse la posibilidad de ordenar su ejecución, así que es Lee quien se hace cargo de la situación. Pero antes de que dé la orden, Kara descubre la señal de la Tierra. Como gesto de buena voluntad, Lee transmite la información a Dana y ésta suelta a los rehenes. Humanos y cylons van juntos a la Tierra. 
Pero el planeta resulta ser un cementerio radiactivo donde es imposible la vida. El desánimo se extiende por la tripulación, hay peleas, suicidios, borracheras... Hasta Adama pierde la fe. Se emborracha y provoca a Tigh para que lo mate, pero éste se da cuenta y le dice que lo haga él mismo. Al final recupera la razón y decide ir en busca de un nuevo hogar.

Mientras tanto se produce un alzamiento bastante violento dirigido por Felix Gaeta y el Vicepresidente Zarek, y acusan a Adama de traidor y de colaborar con el enemigo, y por ello es condenado a muerte. Afortunadamente es rescatado en el último momento por Tigh, Lee y Starbuck y vuelve a recuperar el mando de la nave. Gaeta y Zarek son ejecutados. 
La trama sólo dura dos capítulos pero nos muestra a un Adama hasta ahora desconocido, un Adama que no se deja avasallar, dispuesto a dar la vida por su nave y por los que todavía le son fieles. Y esa mirada de desprecio que le lanza a Gaeta... Sobran las palabras. Hasta Harry Callahan se cagaría encima.
 
Galen Tyrol le muestra los graves daños internos que sufre la nave, y le habla de una resina orgánica que utilizan los cylon, que hará a la nave más resistente, pero Adama no quiere oír hablar de ello. Al final, al ver que las grietas llegan a su propio camarote, cambia de idea y le da luz verde para que utilice la resina.
 
Boomer rapta a la niña Hera y la lleva con Cavil, que tiene intención de abrirla para saber qué la hace tan especial. 
Adama pide voluntarios para ir a rescatarla y sorprendentemente se presenta una gran mayoría. Así embarca al Galactica en su última y más arriesgada misión, una misión de la que es muy posible que no regresen con vida. 
Encuentran a la niña sana y salva y se pòne fin a la guerra. Hallan un nuevo planeta habitable, el nuestro, hace 150.000 años y deciden establecerse en él, repartiéndose por los distintos continentes. 
A Laura Roslin le queda poco tiempo de vida y Adama decide darle una vuelta en nave paea que vea el paisaje, pero antes tiene una despedida muy emotiva de Lee y de Kara Thrace, ya que no piensa regresar. 
Mientras le está mostrando el paisaje, Roslin muere y Adama le promete construír la cabaña de la que hablaron estando en Nueva Caprica. 

Lee Adama, "Apolo" (Jamie Bamber) 

Cuando Kara Thrace regresa de entre los muertos sólo Lee y Anders se alegran realmente de verla. Les da igual que sea realmente ella, un cylon o lo que sea. Los dos están al 100% con ella. 
Tras el ataque cylon, Lee y su padre hacen las paces y aunque éste le ofrece de nuevo sus galones, Lee los rechaza y decide probar suerte en política. Pero la Presidenta no le pondrá las cosas fáciles, ya que aún se la tiene jurada de cuando la subió al estrado en el juicio de Baltar.

Cuando Tigh le revela a Adama su verdadera naturaleza, el Almirante es incapaz de pensar en ejecutar a su mejor amigo, así que Lee se hace cargo de la situación. Le saca a Tigh el nombre de los otros cylon y amenaza a Dana con echarlos al espacio si no le devuelve a los rehenes. Pero justo antes de hacerlo Starbuck encuentra la señal de la Tierra. Como gesto de buena voluntad decide compartir la información con los cylon, y así, cylon y humanos van juntos a la Tierra. 
Todos quedan muy afectados al descubrir el planeta, sobretodo Roslin, que deja de lado sus funciones de presidenta y pasa de todo. Así que Lee se ve obligado a asumir el papel de Presidente. 

Durante el alzamiento, Lee y Starbuck, junto a Tigh y Galen Tyrol, hacen frente a los amotinados y salvan al Almirante Adama cuando estaba a punto de ser ejecutado, ayudándole luego a recuperar el mando del Galactica. 

Cuando la niña Hera es secuestrada, Lee cree que es una mala idea arriesgar toda la flota para ir a rescatarla, pero cuando su padre se muestra decidido, es el primero en presentarse voluntario. 
Se nombra nuevo presidente y nuevo almirante, y el Galactica parte a la batalla final. Encuentran a la niña, se pone fin a la guerra y hallan un planeta en el que quedarse. Tras planear cómo van a repartirse por el planeta, Lee se despide de su padre, pues sabe que no volverá a verle, y mientras le cuenta a Starbuck lo que piensa hacer (puede que se haga explorador y recorra el planeta), ésta desaparece. 

Capitana Kara Thrace (Katee Sackhoff)

Durante el ataque cylon, Kara Thrace reaparece afirmando que estuvo en la Tierra y que conoce el camino. Pero todos la toman por un cylon (menos Lee y Anders, que se alegran realmente de verla). De hecho, para ella sólo han pasado unas pocas horas desde que salio persiguiendo aquel rider cylon, y no varias semanas, y no recuerda el hecho de su muerte. 

Las pruebas que le hacen revelan que no es cylon, pero siguen sin saber quién o qué es. Con cada salto del Galactica, Starbuck nota cómo el rastro de la Tierra se enfría y eso va desquiciándola, hasta el punto de encañonar con su arma a la Presidenta para que cambie el rumbo. 
Al final Adama le da una oportunidad y le cede una nave para que busque la Tierra. Kara se lleva a un grupo de voluntarios, entre los que están Samuel Anders, Felix Gaeta, Sharon "Athenea" Valerii y Karl "Helo" Agathon, pero a medida que pasa el tiempo y no dan con la Tierra, la tripulación empieza a perder la fe en su capitana. 

Lo que encuentran es una nave cylon muy dañada, con un Lioben a bordo. Éste le habla de la Guerra Civil Cylon y de que ellos son su única esperanza. Lioben sabe que está buscando la Tierra y le dice que debe hablar con el híbrido de su nave base, que él le dará las respuestas que busca. 
Cuando Kara se muestra decidida a hacerlo, para su tripulación es la gota que colma el vaso y se produce un motín, que se salda con un herido grave. Kara va a ver al híbrido y éste le dice lo que debe hacer: buscar a Dana e identificar a los Últimos Cinco, que están entre la flota, ya que ellos son el camino hacia la Tierra.

Kara regresa con los cylon a la flota y su líder, una Seis, les explica la situación y su plan. Mientras, Kara habla con Roslin acerca de algo que dijo el híbrido sobre ella y sus sueños proféticos. Esto convence a Roslin de hablar con el híbrido, y al conectarlo, la nave base salta no se sabe a dónde. La nave reaparece días después con la Dana, que amenaza con matar a los rehenes si no le entregan  a los Cinco. Mientras Tigh revela su condición y Lee y Dana se intercambian amenazas, Anders y Tyrol se citan con Kara junto al caza en el que ella apareció, y Anders le dice que hay algo raro en él, que debe investigarlo. Entonces Anders y Tyrol son arrestados y se revela que son cylon. Kara se queda muy sorprendida, pero no tiene demasiado tiempo para pararse a pensarlo.
 
Trasteando en el caza descubre la señal de la Tierra, y corre para detener la ejecución de Tigh. Cylon y humanos van juntos a la Tierra y allí Starbuck hace un terrible descubrimiento: su propio cadáver carbonizado en su viejo caza destrozado. Kara queda profundamente afectada y ya no sabe siquiera qué es. Piensa en desahogarse con Lee, pero él tiene sus propios problemas, así que se lo calla.

Durante el motín de Gaeta, rescata a Lee de sus captores y ambos liberan a los fieles a Adama. Mientras tratan de llegar hasta el viejo, Anders recibe un disparo de la cabeza y queda en estado catatónico. 
Tras retomar Adama el mando, todo el mundo trata de regresar a su rutina y seguir adelante. Kara acude a Baltar para que la ayude a descubrir quién es, y él revela a todos su condición de resucitada.

Kara empieza a recordar una canción que su padre le enseñó de niña. Hera le da un dibujo, que resulta ser las notas finales de la canción, y la canción es la misma que encendió a los Últimos Cinco. Entonces Hera es secuestrada. Kara se muestra partidaria de ir a rescatarla, ya que ésta conoce la canción que despertó a los Cinco y es la clave de la salvación de ambas especies. 
Y allá los van. 
Rescatan a la niña, acaban con los cylon y cuando Galactica está a punto de ser destruída, Kara descubre que las notas de la canción son coordenadas. Las mete en la consola y saltan a nuestro planeta, hace 150.000 años. 
Ella y Lee se despiden de Adama y se quedan hablando. Kara también va a irse, ya que ha hecho lo que tenía que hacer (guíar a humanos y cylon a un nuevo hogar), y mientras Lee habla sobre lo que hará a partir de ahora, ella desaparece. 

No lo dicen claramente, pero se deduce que Kara es un ángel, como los Gaius y Caprica Seis virtuales. Al principio creía que un ángel adoptó la forma y recuerdos de Kara para acabar su misión de salvar a humanos y cylon, pero ahora que lo pienso, lo que me parece que tiene más sentido es que al morir, Kara se convirtió en un ángel para acabar la misión inconclusa de llevarlos a un nuevo hogar. Me hubiera gustado saber que fue de ella al final. 

Felix Gaeta (Alessandro Juliani)

Ningún personaje ha cambiado tanto desde el principio de la serie como Felix Gaeta. Al comienzo era un personaje secundario más, sin demasiada importancia. Luego en la tercera temporada empezó a cobrar protagonismo y en esta cuarta y última temporada da un cambio radical. 

Gaeta es uno de los voluntarios que acompañan a Starbuck en su búsqueda de la Tierra. Cuando ésta pretende ir con Lioben a la nave base cylon para hablar con el híbrido se produce un motín, durante el cual Gaeta se dispone a programar el salto para regresar con la flota. Anders, que es el único que está de parte de Kara, le dispara en la pierna, y el daño es tan grave que tienen que amputársela. 

A raíz de esto, Gaeta se convierte en un hombre amargado y cuando Adama se alía con los cylon, él y Zarek llevan a cabo un alzamiento para hacerse con el mando del Galactica y del Gobierno, respectivamente. 
Gaeta no ha olvidado todo lo que vio y tuvo que hacer en Nueva Caprica, y no entiende cómo Adama ha podido aliarse con el enemigo. Lo acusa de traición y colaboración con el enemigo en una farse de juicio y lo condena a ser fusilado. Pero es liberado en el último momento por Tigh, Lee y Starbuck y Adama recupera el mando. Gaeta y Zarek son fusilados. 

Capitán Karl "Helo" Agathon (Tahmoh Penikett)

Helo forma parte del grupo de voluntarios que va con Kara en busca de la Tierra, y cuando ésta tiene intención de ir a la nave base cylon a hablar con el híbrido, se deja convencer por su esposa para amotinarse y releva a Starbuck del mando de la nave. Pero luego Anders dispara contra Gaeta y cunde el pánico. En vez de ir con toda la tripulación, Kara va con Lioben y Athenea. 

Helo espera que regresen a tiempo para saltar de vuelta a la flota, ya que le tiempo que les dio Adama se acaba en unas horas, y todo el tiempo que tardan entre ir y volver Helo lo pasa con el corazón en un puño. Afortunadamente regresan con la nave base cuando ya estaban a punto de saltar, y vuelven todos juntos con la flota. 

Helo acompaña a la Presidenta a la nave base cuando ésta quiere hablar con el híbrido. La nave salta con ellos dentro en dirección al Centro de Resurrección, que es donde está la Dana. Helo coordina el ataque al Centro con una Ocho y le promete que podrán interrogarla conjuntamente con Roslin cuando la lleven a la nave, pero la Presidenta le hace romper esa promesa al ordenarle que la lleve únicamente con ella. Esto hace que Helo se sienta como un mentiroso.  

Durante el motín de Gaeta, Helo es golpeado en la cabeza y encerrado con su esposa, Tigh, Caprica Seis y Anders, y todos ellos son liberados por Lee y Kara. 
Boomer huye de Cavil con el Quinto Cylon y lo lleva a la flota. Allí es hecha prisionera, pero huye, se hace pasar por Athenea y se lleva a Hera de regreso con Cavil. Todo fue una treta suya para hacerse con la niña.  

Athenea pierde la esperanza de volver a ver a su hija con vida, mientras Helo aún cree que está viva y se desespera por coger un caza e ir a buscarla. 
Durante la misión de rescate Helo es herido de gravedad en una pierna, pero se recupera y en la Tierra él, Athenea y Hera forman una familia feliz y hacen planes para el futuro. 

Capitana Sharon Valerii, "Athenea" / "Boomer" (Grace Park)

La capitana Sharon "Athenea" es uno de los voluntarios que va con Starbuck en busca de la Tierra y cuando ésta pretende ir a hablar con el híbrido de la nave base cylon, convence a Helo para que se amotine y la releve del mando. 

Luego, Athenea acompaña a Starbuck a la nave base cylon para hacer de traductora con el híbrido. A su regreso, todos vuelven juntos a la flota. Creada ya la alianza entre humanos y cylons, Athenea ve a la líder de los cylons renegados, una Seis, con su hija, y creyendo que es la que aparece en su sueño llevándosela, la mata, y por ellos es encarcelada. Aunque cuando Helo regresa con la Presidenta tras destruír el Centro y traer a la Dana, Athenea está libre como si nunca hubiera pasado.

Durante el motín, Athenea es encerrada con Helo y los demás fieles a Adama y luego son liberados por Lee y Kara.
Cuando Boomer llega con el Quinto Cylon, es hecha prisionera por sus crímenes, pero huye y luego le da una paliza a Athenea, a la que encierra en un armario. Allí ella es testigo de cómo, haciéndose pasar por ella, hace el amor con Helo, y cuando consigue liberarse ya es demasiado tarde: Boomer se ha llevado a Hera. 

Athenea pierde toda esperanza de volver a verla y cree que cuando lleguen ya estará muerta, mientras que Helo cree todo lo contrario. Durante el ataque a la Colonia cylon encuentran a Hera sana y salva, y Athenea mata a Boomer. Ya en la Tierra, ella, Helo y Hera hacen borrón y cuenta nueva, forman una familia feliz y hacen planes para el futuro.  

Durante la Guerra Civil Cylon Boomer traiciona a su modelo y se pone de parte de Cavil. Cuando éste planea abrir al Quinto Cylon para estudiar su cerebro, Boomer lo lleva a la flota. Allí es hecha prisionera y la Seis que representa a los cylon en el Quorum exige que les sea entregada para juzgarla por traición. Boomer manipula a Tyrol recordándole los momentos que pasaron juntos, y éste la ayuda a escapar. 

Haciéndose pasar por Athenea rapta a Hera para llevársela a Cavil, y durante el viaje empieza a cogerle cariño. Al entregársela a Cavil, y sabiendo lo que pretende hacer con ella, Boomer empieza a tener dudas sobre la misión, y cuando Galactica ataca, coge a Hera y se la devuelve a Athenea. Boomer se muestra arrepentida, pero no sirve de nada. Athenea le vacía el cargador de su arma encima, matándola.

Samuel Anders (Michael Trucco)

Anders es uno de los Últimos Cinco, pero no tiene recuerdo alguno de su vida cylon. Durante el inesperado ataque cylon del principio de temporada, un rider cylon lo escanea y poco después todos los riders se retiran. Este es un acto incomprensible para Adama, ya que podrían haber aniquilado completamente a toda la flota, pero no para Anders. Él sabe por qué se retiraron: el raider lo reconoció como uno de los Cinco. Pero lo que teme de verdad fue su reacción. Pudo haberlo destruido mientras lo escaneaba, pero se quedó quieto y eso lo preocupa.¿Y si fue su programación cylon y acaba haciendo algo que no quiere hacer ? 

Anders se alegra mucho cuando Kara reaparece de entre los muertos, y cuando todos creen que podría ser un cylon él le dice que eso no le importa, a lo que ella responde qur si supiera que él es un cylon le pegaría un tiro sin dudarlo, y Anders se queda sin palabras. 

Anders va con Kara en busca de la Tierra y es el único que se pone de su parte durante el motín de Helo. Cuando Gaeta va a programar el salto a la flota de dispara en la pierna, algo que le pesará en la conciencia más tarde, ya que si hubieran saltado en ese momento a la flota habrían podido salvarle la pierna, pero como tienen que esperar a que Kara regrese de hablar con el híbrido, al final es demasiado tarde y tienen que amputársela. 

Cuando Dana amenaza con matar a la Presidenta y a los demás civiles a bordo de la nave base cylon a cambio de cuatro de los Últimos Cinco que están en la flota, Anders vuelve a escuchar la canción que lo activó, y ésta lo guia hasta el caza en el que regresó Kara al Galactica. El instinto le dice que hay algo raro en él, por eso cita a Kara junto al caza y le pide que lo investigue. Incluso cuando se revela que es un cylon y se lo llevan arrestado le dice que lo investigue, que es importante. Afortunadamente lo hace y así Kara descubre la ubicación de la Tierra. Todos van allí, y Anders tiene recuerdos de haber vivido en el planeta. ¿Pero cómo es eso posible si el cataclismo que destruyó la Tierra ocurrió hace milenios? Por desgracia ni él ni los otros cylon tienen las respuestas. 

Durante el motín de Zarek y Gaeta, Anders recibe un disparo en la cabeza, y la hemorragia que la bala le produce en el cerebro hace que lo recuerde todo. Ellos Cinco pertenecían a una generación anterior de cylons y llevaban una vida normal en la Tierra (de hecho la 13ª Colonia fue fundada por cylons). Tras el cataclismo fueron en busca de las Doce Colonias, pero cuando llegaron ya era demasiado tarde. Habían creado sus propios cylon y estaban en guerra, era la Primera Guerra Cylon. Los Cinco convencieron a los cylon de poner fin a la guerra a cambio de la tecnología de la Resurrección y de darles aspecto humano. Y eso fue lo que pasó. 

Operan a Anders y le extraen la bala, pero algo sale mal y se queda en estado catatónico, como los híbridos de las naves base cylon, y empieza a hablar de la misma forma incoherente. Deciden conectarlo al centro del Galactica y la nave empieza a sufrir subidas de tensión y a saltar a su voluntad. De él obtienen la ubicación de la Colonia Cylon y cuando llegan allí para rescatar a Hera, Anders desactiva a los híbridos, que son los que controlan las armas de la Colonia, y así pueden entran a buscar a la niña. 

Cuando llegan a la Tierra y hacen planes para el futuro, deciden que Anders lleve a todas las naves hacia el Sol para destruirlas. Kara se despide de él muy emotivamente, pues morirá en el proceso, y por la mejilla de Anders se desliza una lágrima. Tiene un recuerdo de cuando era deportista, mucho antes del ataque de los cylon a las Doce Colonias, y finalmente parte con todas las naves hacia el Sol. 

Tory Foster (Rekha Sharma)

Es la ayudante de la Presidenta desde la segunda temporada, cuando murió su primer ayudante, Billy. Era un mero personaje secundario, pero en esta temporada pasa a ser de los principales, pues descubre que es uno de los Cinco. Tory se vuelve un personaje de lo más odioso y antipático, porque nada más saber que es un cylon inmediatamente los humanos se vuelven insignificantes para ella y se vuelca totalmente con los cylon. Además se vuelve muy fría y calculadora. 

Cuando la mujer de Galen Tyrol descubre que ellos son cylon, Tory la lanza al espacio y lo hace parecer un suicidio, convenciendo incluso a Tyrol de que ha sido así. 

Al igual que sus compañeros, Tory no recuerda nada de su vida cylon, así que decide acercarse a Gaius Baltar para averiguar todo lo que pueda sobre los Cinco Últimos, ya que él estaba con Dana cuando ésta vio sus rostros. Pero al final resulta que no sabe nada, y al pasar tanto tiempo con Baltar empieza a creerse las peroratas pseudoreligiosas que empieza a difundir entre la flota. 

Cuando Dana exige que le entreguen a los Cinco, Tory es la primera en desertar. Sube a la nave base con la excusa de llevarle sus medicamentos a la Presidenta (todavía no se ha revelado sus indentidades), aunque está claro que reniega de la especie humana y le da igual lo que le pase a sus antiguos compañeros. 

En la Tierra tiene recuerdos de su vida pasada (ella y Tyrol eran pareja) y durante el alzamiento de Gaeta y Zarek ella vota a favor de abandonar la flota y seguir su propio camino, pero la Presidenta consigue convencerlos para que se queden. 

Durante el rescate de Hera dan con ella, pero en el último momento Cavil vuelve a hacerse con la niña. Entonces Tigh le propone un trato: le darán la tecnología de Resurrección a cambio de la niña, y él acepta. Cada uno de los Cinco tiene una parte de la tecnología y por turnos deben descargarla. Durante el proceso la mente de cada uno queda abierta a los demás, así como sus recuerdos. De esta forma Tyrol descubre que Tory mató a su mujer y no fue un suicidio como él pensaba, y en un arrebato de rabia homicida interrumpe el proceso de descarga y la estrangula. 

Galen Tyrol (Aaron Douglas)

Es otro de los Cinco y acuerda con los demás que seguirán con sus vidas sin revelar su naturaleza a la flota, ya que el hecho de ser cylon no cambia quiénes son. Su relación con Calli no pasa por su mejor momento. Tienen continuas peleas y sus ausencias, bien por trabajo, bien por sus reuniones secretas con los otros cylon, no contribuyen a mejorarla. Una noche Calli le ve con Tory y cree que están liados. No mucho después ataca a Tyrol, abriéndole la cabeza, y huye (Calli ya sabía que era un cylon, pero él no sabía que lo sabía). Esa misma noche se "suicida" y esto afecta a Tyrol de tal modo que empieza a fallar en el trabajo, se convierte en un hombre amargado y malhumorado y se insubordina ante Adama (de hecho poco le faltó para soltarle un puñetazo al "viejo"), haciendo que le degraden. 

Gaius Baltar empieza a tener más y más adeptos, pero a Tyrol no consigue convencerlo. Es más, Tyrol no entiende cómo Tory y Tigh pueden creerse las tonterías que suelta por su boca. En una de sus sesiones religiosas, Tyrol explota y le da un puñetazo a Baltar, después de que nombrara a su mujer. Más tarde Baltar acude a su camarote a disculparse, y ambos hacen las paces. 

Cuando su hijo se pone enfermo, Tyrol descubre que no es su verdadero padre. Antes de casarse Calli tuvo un lío con un piloto, y éste no sabe que es padre. Al principio Tyrol se enfada y se pelea con él, pero al final hacen las paces y Tyrol le ayuda en su nueva labor de padre. 

Durante el motín, mientras Lee y Kara liberan a Tigh y a los demás y estos a su vez impiden la ejecución de Adama y lo ayudan a recuperar el mando de Galactica, Tyrol se mete por los conductos de ventilación y llega hasta el motor de salto, que desconecta manualmente para que Gaeta no pueda irse con la nave. Así es cómo Tyrol descubre los daños internos de Galactica. Le dice a Adama que podría arreglar los daños más superficiales, pero que los más profundos no tiene  solución, y adama le dice que se ponga manos a la obra. Y así es cómo Tyrol vuelve a serl el "Jefe". 

Boomer llega al Galactica con el Quinto Cylon y es encarcelada. Los cylon exigen que les sea entregada para ejecutarla por traidora, y Tyrol ve con asombro que Adama y Roslin acceden a la petición. Tyrol empieza a visitar a Boomer y ambos recuerdan los viejos tiempos, cuando hacían planes para el futuro. Boomer le muestra una proyección mental de la casa que habrían tenido y de su hija. Después de esto, Tyrol ayuda a Boomer a escapar, y cuando descubre que se ha llevado a Hera, se le viene el mundo encima. Es encarcelado (prefiero pensar que por voluntad propia), pero a la hora de ir a rescatar a la niña se presenta voluntario como los demás. 

Durante la descarga de la tecnología Resurrección descubre que Tory mató a su esposa y que ésta no se suicidó como creyó en un principio, y furioso la estrangula, después de lo cual se sienta en el suelo con la mirada perdida. 

Es en este punto donde tengo mis dudas. En un blog que encontré dedicado exclusivamente a BSG, dicen que Tyrol baja a la Tierra y se queda a vivir solo en una isla, para pagar por sus pecados. Pero yo he visto esta última temporada dos veces y en ningún momento lo veo bajar. A mi parecer, Tyrol se queda en la nave cuando Anders la lleva hacia el Sol. 

Coronel Saul Tigh (Michael Hogan) 

El coronel Tigh es uno de los Cinco y durante el ataque cylon del principio de temporada tiene alucinaciones en las que dispara contra Adama, como hizo Boomer al final de la primera temporada. Eso es lo que más teme, que su programación lo obligue a hacer algo en contra su voluntad. 
Tigh, Anders, Tory y Tyrol deciden seguir con su rutina diaria y tratar de averiguar todo lo posible sobre los Cinco. Tigh empieza a visitar asiduamente a Caprica Seis a su celda para sacarle toda la información que pueda. Luego se descubre que la ha dejado embarazada y Adama le echa un rapapolvo de cuidado. Adama le echa en cara que haya sido tan descuidado y Tigh critica su obsesión por buscar a Laura Roslin (ésta ya ha desaparecido a bordo de la nave base cylon) y ambos acaban zurrándose de lo lindo. 

Después de eso Adama renuncia y pone a Tigh al frente del Galactica, mientras se queda a esperar el regreso de Roslin. A Tigh no le hace mucha gracia, ya que la vez anterior que estuvo al mando resultó un completo desastre, pero por suerte esta vez es por poco tiempo. Cuando Adama regresa al Galactica recupera el mando, y Tigh se siente aliviado de regresar a su antiguo puesto. 

Ante el ultimatum de Dana, Tigh acude a Adama y se lo cuenta todo: que es uno de los Cinco, que tuvo que habérselo dicho antes pero que no se atrevía, y que debe amenazar a Dana con ejecutarle si no le entrega a los suyos. 

Adama está demasiado afectado ante la revelación como para hacerle frente y es Lee quien se hace cargo. Encuentran la Tierra antes de tener que ejecutarlo y Lee les concede la amnistía a los Cinco. Van juntos a la Tierra y allí Tigh tiene un recuerdo de él y su esposa Helen durante en cataclismo y así descubre que ella es el Quinto Cylon. Tras la decepción que supone la Tierra, Tigh intenta hablar con Adama, pero éste lo ignora, hasta que acude a su camarote y lo provoca para que lo mate. Tigh lo intuye y le dice que no va a seguirle el juego, y que espabile y vuelva a ponerse al mando y les busque un hogar. Él así lo hace y sorprendentemente mantiene a Tigh como su Segundo. 

En el motín de Gaeta y Zarek, Tigh y Adama resisten juntos en uno de los hangares mientras los soldados que se han alzado intentan echar la puerta abajo, y Adama le dice a Tigh que cylon o no ha sido un honor luchar a su lado. (¡qué bonita es la amistad! Que sea un cylon no cambia nada. La amistad es la amistad y no hay más que hablar) Los capturan y se llevan a Adama para ejecutarlo. Lee y Kara liberan a Tigh y a los demás, impiden la ejecución y lo ayudan a recuperar el mando. 

Tigh y Helen tienen un reencuentro muy emotivo cuando Boomer la lleva de regreso al Galactica, pero enseguida vuelven a sus habituales peleas cuando Helen descubre que ha dejado embarazada a Caprica Seis, a la que considera una hija. Caprica Seis pierde el niño y a Tigh esto lo afecta profundamente, pero luego se olvida de Caprica Seis y vuelve con su mujer. 

Tras la operación de Anders surge entre los Cinco la propuesta de abandonar la flota. Tigh y Anders se posicionan en contra (Anders está en coma, pero Tigh sabe lo que habría dicho) y Tory y Tyrol a favor. Helen tiene el voto decisivo y al final vota por irse. Pero a pesar de que la decisión está tomada, ellos siguen permaneciendo entre la flota, lo cual hace que esta trama parezca inutil. 

Cuando Tigh descubre que Hera está estrechamente relacionada con la canción que los activó, vota a favor de ir a rescatarla a la Colonia Cylon. Una vez allí es Tigh quien le propone a Cavil intercambiar a la niña por la tecnología Resurrección, y éste acepta. Ya trasladados todos a la Tierra, Tigh y Helen empiezan una nueva vida juntos. 

Ellen Tigh (Kate Vernon) 

¡Lo sabía! Sabía que era un cylon. Era demasiado sospechosa su milagrosa supervivencia al ataque cylon a las Doce Colonias, pero jamás imaginé que sería uno de los buenos. Helen es uno de los Cinco, de echo ella y Tigh son los "padres", ellos son los que crearon todos los modelos humanoides. 

En el 4x14 se nos muestra qué fue de Helen desde su muerte en la tercera temporada hasta la mitad de la cuarta temporada. Se descubre que Cavil siempre ha sabido la identidad de los Cinco y que hizo todo lo que hizo a sabiendas. Cavil la tiene escondida en su nave y Helen y él mantienen constantes discusiones acerca de por qué los convirtió en humanoides. Helen intenta hacerle entender que de esa forma se acercan más a sus creadores y al Dios Único y Verdadero, pero Cavil rechaza todas y cada una de sus explicaciones (impresionante la escena en la que Helen intenta abrazarle y él le suelta un "¡ni se te ocurra!"). 
Cavil toma la decisión de abrirla para conocer todos sus secretos y en el momento de llevarla al quirófano Boomer la mete en su caza y la lleva de vuelta al Galactica. 

Helen y su marido tienen un reencuentro muy emotivo y sin perder un momento hacen el amor. Helen se pone furiosa cuando descubre que Tigh ha dejado embarazada a Caprica Seis, a la que ve como una hija. Va a verla a su camarote y se interesa por el embarazo, y luego le suelta que ella y Tigh hicieron el amor. Cuando pierde al bebé, Tigh regresa con Helen como si tal cosa. Cuando Boomer se lleva a Hera, Helen se da cuenta de que su fuga fue una estratagema de Cavil para hacerse con la niña, y les dice que seguramente la habrán llevado a la Colonia, que es donde está la base de Cavil. Pero Cavil ha trasladado la Colonia y Helen no sabe dónde puede estar, así que le preguntan a Anders y éste les da la nueva ubicación. Con Galactica atacan la Colonia, recuperan a la niña y ya en la Tierra, Helen y Tigh comienzan una nueva vida juntos. 

Número Seis (Tricia Helfer)

Una Seis se enfrenta a Cavil cuando éste lobotomiza a los riders cylon por negarse a atacar la flota al saber que los Cinco están entre los humanos. Al ver que Cavil no piensa cambiar de opinión, la Seis retira el sistema de bloqueo que impedía que los centuriones cylon pudieran pensar por sí mismos, dándoles así la libertad de elegir obedecer órdenes, y cuando descubren lo que Cavil ha estado haciendo con los riders, masacran a todo su grupo. Una vez "resucitados", Cavil pacta una tregua con la Seis y accede a todas sus peticiones, pero a la primera oportunidad Cavil aleja al grupo de cylons rebeldes de la Nave Resurrección e intenta matarlos. Y éstos, para sobrevivir, no les queda más remedio que pedir asilo a los humanos. La Seis les propone una alianza a Roslin y Adama y les cuenta su plan: destruír el Centro Resurrección, rescatar a Dana, averiguar la identidad de los Cinco e ir todos juntos a la Tierra. Roslin y Adama aceptan, pero antes de poner el plan en marcha, Athenea ve a la Seis con su hija en un pasillo, y creyendo que es la misma Seis que aparece en su sueño llevándosela, la mata. 

Caprica Seis es hecha prisionera en la tercera temporada, y Tigh empieza a visitarla asiduamente para saber más sobre los cylon y sobre los Cinco en concreto. Pero cuando lo hace desconecta las cámaras y obliga a retirarse a sus vigilantes, con lo que Caprica Seis acaba embarazada. Tigh y Caprica Seis están muy felices e ilusionados, porque esto puede significar la supervivencia de su raza, pero al final el parto se complica y Caprica Seis pierde al niño. 

Esto la afecta profundamente y la convierte en una persona distinta, redimiéndose así de los crímenes que cometió en el pasado. Se presenta voluntaria para ir a rescatar a Hera, y de hecho son ella y Baltar las que la encuentran y la llevan de vuelta al Galactica después de que Helo y Athenea la hubieran perdido. Ya en la Tierra, ella y Gaius empiezan una nueva vida juntos. 

Número Tres (Lucy Lawless) 

El modelo de Dana fue almacenado por Cavil por haber visto el rostro de los Cinco, y ese es el motivo por el que van en su búsqueda: para encontrar a los Cinco y que estos los guíen a la Tierra. Pero ella sabe lo importante que es y no se lo pondrá fácil. Cuando la rescatan y destruyen el Centro de Resurrección, se niega a hablar con ninguno de los dos bandos hasta estar a salvo, y cuando regresan a la flota amenaza con ejecutar a los civiles de la nave base cylon si no le entregan a los Cinco, uno cada hora. 

Mientras en el Galactica discuten qué hacer, Dana lanza al espacio a su primer civil, lo que les demuestra que la cylon no se anda con bromas. Lee Adama descubre la identidad de los Cinco y amenaza a Dana con echarlos también al espacio si no deja ir a los rehenes. Ambos se mantienen firmes en sus posturas y Lee toma la decisión de ejecutar a Tigh, pero entonces aparece Starbuck, que ha descubierto la ubicación de la Tierra, y Lee cancela la ejecución. Como gesto de buena voluntad comparte la información con Dana y ambos, humanos y cylons, van juntos a la Tierra. Ante la ruina que es el planeta, Dana tira la toalla y decide quedarse allí, harta de estar en guerra continua con Cavil.  

Número Dos (Callum Keith Rennie)

Lioben forma parte del grupo de cylons rebeldes y es a quien se encuentra Kara mientras está buscando la Tierra. Él la informa sobre la Guerra Civil Cylon y que debe ir con él a la nave base a hablar con el híbrido. 
Más adelante, cuando han descubierto el cementerio radiactivo que es la Tierra, la acompaña a explorar el terreno, y está presente cuando Kara encuentra los restos de su caza y su propio cuerpo carbonizado. Esto lo desconcierta, porque se supone que Kara los guiaría hacia su nuevo hogar, y la deja sola. 
No vuelve a aparecer hasta el final, cuando cylons y humanos planean cómo distribuirse la Nueva Tierra. 

Número Uno (Dean Stockwell)

Cavil no duda en lobotomizar a los riders cylon cuando estos se niegan a atacar a la flota al estar los Cinco entre los humanos, ignorando las protestas de la Seis. Ante su postura, la Seis hace que los centuriones cylon maten al grupo de Cavil. Tras "resucitar", Cavil se reúne con la Seis y accede a sus demandas, pero se trata de una treta para alejarlos de la Nave Resurrección y matarlos, aunque no lo consigue y éstos llegan hasta la flota. 

En el 4x14, se descubre que Cavil tiene en su nave a Helen Tigh y que no sólo sabía que era una de los Cinco, sino que también conocía la identidad de los otros.
Si Cavil ya era el cylon más cruel y odioso de todos, con esta nueva información su crueldad alcanza un nuevo nivel, pues cuando en la 3ª temporada tortura a Tigh y le arranca el ojo, lo hizo sabiendo que era su "padre". 

Cavil mantiene constantes discusiones con Helen en las que ella trata de explicarle el por qué de su aspecto humanoide, mientras que él la odia por haberle dado esa forma y las limitaciones que eso conlleva. 
Cavil programa una intervención para abrirle el cerebro, pero Boomer se la lleva al Galactica para ponerla a salvo, aunque todo es un plan de Cavil para hacerse con la niña. Él pretende abrirla para saber por qué es tan especial, pero antes de poder hacerlo, el Galactica comienza su ataque a la Colonia. 
Se hacen con la niña, pero en el último momento Cavil la recupera y Tigh le propone un trato: la niña a cambio de la Tecnología Resurrección. Cavil acepta y como gesto de buena voluntad hace que sus tropas dejen de atacar al Galactica. Uno a uno los Cinco empiezan a transferir la Tecnología Resurrección, pero entonces Galen Tyrol descubre que Tory mató a su esposa, y la estrangula, interrumpiendo el proceso de descarga. El grupo de Cavil, creyendo que es una trampa, empieza a disparar contra los humanos, y al ver que los suyos están muriendo coge y se pega un tiro. Y así acaba la Segunda Guerra Cylon. 

Presidenta Laura Roslin (Mary McDonnell)

Cuando Kara Thrace regresa de entre los muertos, todos creen que se trata de un cylon (menos Lee y Anders), incluída la presidenta. Siguen vigilándola aún cuando se ha comprobado que no lo es, y la ignoran cuando dice que la Tierra está en sentido contrario. Para obligarles a cambiar de rumbo, Kara retiene a punta de pistola a la presidenta, pero lo único que consigue es empeorar su situación. A pesar de todo, al final Adama le da una nave para que busque la Tierra. Laura Roslin tiene sus dudas acerca de que Kara sea quien dice ser, pero confía en el juicio de Adama y espera que el Almirante haya hecho lo correcto. 

Kara regresa con los cylon rebeldes y después de que su líder les explique la situación, acceden a su plan de destruír el Centro, rescatar a la Dana e ir a la Tierra con los Cinco. Kara va a verla aparte y le menciona lo que le dijo el híbrido sobre el líder moribundo, la Tierra y el palacio de la Ópera. Roslin se da cuenta de que esto está relacionado con los extraños sueños que ha estado teniendo, y decide ir a hablar con el híbrido personalmente, y se lleva a Gaius Baltar consigo, ya que éste también aparece en sus sueños, pero cuando conectan el híbrido, éste hace saltar la nave base en dirección al Centro de Resurrección. 

Humanos y cylons planean conjuntamente el ataque al Centro y la recuperación de la Dana, y Helo le promete a una Ocho que tendrán la misma oportunidad de hablar con ella que la presidenta, pero luego Roslin le ordena que se le lleve únicamente a ella, y eso lo hace sentirse como un mentiroso.  
Durante el ataque al Centro, una explosión alcanza a la nave base y Gaius Baltar queda herido de gravedad. Roslin, que aún lo odia por sus crímenes contra las Colonias, Nueva Caprica y por haber sido declarado inocente en su juicio, tiene un momento de debilidad y piensa en dejarlo morir. Pero enseguida se arrepiente y se pone a llorar y a rezar, suplicando a alguna deidad superior que lo salve. Por suerte o por desgracia, Gaius sobrevive y ambos hacen las paces. 

Cuando llevan a Dana a bordo de la nave, ésta se niega a hablar con Roslin hasta estar completamente a salvo. Al regresar a la flota, Roslin y Adama tienen un emotivo reencuentro y se confiesan por fin lo que realmente sienten el uno por el otro. Aunque no tienen demasiado tiempo para celebrarlo. Dana amenaza con matar a los civiles a bordo de la nave base si no le entregan a los Cinco Últimos, y aunque al principio Adama se niega a claudicar, Roslin loo convence de que lo haga. 

Cuando todos van a la Tierra y descubren que el planeta es inhabitable, Roslin es la que peor se lo toma. Deja de lado sus funciones como presidenta, quema los diarios de Pitia (unos diarios antiguos que hablaban sobre la Tierra) y abandona su tratamiento contra el cáncer. 
Durante el motín de Gaeta, Adama consigue poner a Roslin a salvo enviándola a la nave base cylon, y allí ella tiene que convencer a los cylon de no abandonar la flota, asegurándoles que Adama recuperará el mando del Galactica, pero cuando Gaeta le informa de que ha muerto, Laura Roslin le asegura que acabará con él aunque sea lo último que haga. Afortunadamente Adama no ha muerto y recupera el control del Galactica antes de que Roslin ataque al Galactica con las armas de la nave base.  

Cuando Adama pide voluntarios para ir a rescatar a la niña Hera, la presidenta Laura Roslin se levanta de la cama y débil como está, se presenta voluntaria. El doctor Cottle le da un mediacamento para alargar su vida 24 horas más, y después de rescatar a la niña y encontrar la nueva Tierra, ella se encuentra muy débil, sin apenas fuerzas. Adama la lleva en nave para mostrarle el paisaje, y entonces ella muere, y Adama le promete que construirá la cabaña de la que hablaron estando en Nueva Caprica. 

Gaius Baltar (James Callis)

Tras ser declarado inocente en su juicio, Gaius es acogido por un grupo de seguidores del Dios Único y Verdadero, que creen que Gaius es su profeta y por eso le rinden pleitesía. Tras unas afortunadas coincidencias, él mismo empieza a creérselo y comienza a difundir su palabra a través de las ondas radiofónicas. Sorprendentemente su número de seguidores va aumentando paulatinamente. 

Cuando la presidenta Roslin va a la nave base cylon a hablar con el híbrido, se lleva a Gaius con ella porque él aparece en sus sueños proféticos. En el asalto al Centro de Resurrección una explosión alcanza a la nave base y Gaius queda herido de gravedad. Estando al borde de la muerte se arrepiente de todo el daño que ha causado; la presidenta Roslin piensa en dejarlo morir pero al final se arrepiente y reza para que se salve. Gaius lo hace por muy poco y ambos arreglan sus diferencias. 

Durante el motín de Gaeta, Gaius intenta razonar con él, inútilmente, y al final acompaña a Roslin a la nave base. A su regreso al Galactica, su grupo de seguidores lo recibe efusivamente, todos menos Paula, que en su ausencia se ha convertido en su líder y ahora ya no se cree las patrañas que salen de su boca, pero liman asperezas cuando Gaius consigue mejores armas para el grupo. 

Cuando Gaius se entera de que Caprica Seis ha perdido el niño que esperaba le da sus condolencias, pero ella le echa en cara que mientras que esta experiencia la ha cambiado como persona, él sigue siendo el mismo hombre egoísta y cobarde que conoció en Caprica. 

Cuando Adama pide voluntarios para ir a rescatar a Hera, Gaius no se presenta, confirmando lo que Caprica Seis le ha dicho , pero cuando están enviando a los que no van a la Nave Base, Gaius cambia de idea y se queda a bordo del Galactica. 

Son Gaius y Caprica Seis los que encuentran a Hera (después de que Helo y Athenea la perdieran de vista) y la llevan de vuelta al Galactica, del mismo modo que ocurría en el sueño de Roslin, aunque en el último momento Cavil se hace con ella y ambos bandos tienen que hacer un trato por el bien de su mutua supervivencia. 

La guerra llega a su abrupto final y una vez establecidos en el nuevo planeta, Gaius y Caprica Seis escogen un terreno apto para el cultivo donde se establecerán, empezando de cero.

viernes, 4 de noviembre de 2011

Saga Wishmaster

Antaño, en un tiempo antes del tiempo, Dios exhaaló vida en el Universo.
Y de la luz nacieron los Ángeles, de la tierra el Hombre.
Y del fuego nacieron los Djinn, criaturas destinadas a morar en el vacío entre los mundos.
Al que despierte a un Djinn se le concederán tres deseos, y tras la concesión del tercero, serán liberadas sobre la Tierra impías legiones de los Djinn.
De todo lo que existe temed una cosa...
Temed a los Djinn.



Esta es una de esas sagas de terror cuyo único interés radica en la cantidad de sangre y vísceras que puede llegar a mostrar y en la forma de hacerlo, porque lo que son las películas en sí dejan mucho que desear. La saga está formada por cuatro películas (afortunadamente). Las dos primeras son bastante buenas, de hecho la segunda me gustó más que la primera, pero las dos últimas son horribles. Casi no hay sangre, los deseos no son nada impactantes (al contrario que en las dos anteriores), las historias son de lo peor y pasan olímpicamente de las reglas establecidas en la primera, hasta el punto de que pierden todo le interés.

El protagonista de la saga es un Djinn, un genio, vamos, , pero no tiene nada que ver con esa imagen amable asociada a las películas de Disney. El Djinn es una criatura diabólica que convierte los deseos en pesadilla, y su objetivo es abrir la puerta de la dimensión en la que está atrapada su raza para que éstos conquisten la Tierra. Para ello debe cumplir unas reglas:
Al ser liberado, el Djinn empieza a conceder un deseo a cada persona a cambio de su alma, y cuando llena el cupo debe buscar a la persona que lo liberó y concederle tres deseos, y tras el tercero su raza será libre por fin. Pero claro, esto nunca ocurre porque en este tipo de películas el monstruo siempre debe ser derrotado. Es una pena. Por una vez me gustaría que el Djinn concediese el tercer deseo y hordas de demonios invadieran el mundo. Sería muy interesante y valdría la pena el haberme tragado la saga entera.

¿Recordáis aquel capítulo de Haloween de "Los Simpsons" en el que Homer tiene una mano de mono que le concede deseos pero todos ellos se tuercen, concretamente cuando Homer pide un bocadillo de pavo y pone un montón de condiciones de cómo no lo quiere pero al final resulta que el pavo está seco? Pues así es el proceder del Djinn. Debes tener mucho cuidado con las palabras que utilizas a la hora de formular tu deseo, porque sin proponértelo puedes acabar mutilado, destripado o muerto (si dices "no quiero ver esto", el Djinn te deja ciego o si estás herido y quieres que el sufrimiento se detenga, te mueres).

Y ahora hablaré de cada película por separado.

Wishmaster

En el S.XII, un hechicero encierra al Djinn en un ópalo, el Ópalo de Fuego, antes de que pueda conceder el tercer deseo. En la actualidad, una estatua de un dios iraní está siendo descargada en el puerto, pero el que manjea la grúa ha bebido y deja caer la estatua sobre un tipo, aplastándolo. La estatua se rompe y de su interior se desprende el Ópalo de Fuego. El Ópalo llega a manos de la protagonista, Alex, una tasadora de joyas. Ella, sin saber lo que alberga en su interior, lo sopla y lo frota para limpiarlo, y así libera al Djinn.
Éste empieza a conceder un deseo a cada persona a cambio de su alma, y Alex, como es la Despertadora, tiene una visión de todas esas muertes. Alex empieza a reunir información sobre lo que es realmente la criatura, y cuando el Djinn se presenta ante ella para que pida sus deseos, a Alex no le queda más remedio que hacerlo. Los dos primeros los desperdicia, pero como es muy lista, con el tercero le gana la partida al Djinn. Alex desea que el tipo que manejaba la grúa no hubiera bebido aquel día, así no deja caer la estatua, esta no se rompe y el Ópalo de Fuego no es descubierto, y todos los que murieron no murieron, y el Djinn sigue atrapado en el Ópalo.

Para pertenecer al género al que pertenece es bastante buena (si la primera película de la saga fuera un bodrio, mal empezamos). Lo que realmente vale la pena es ver cómo el Djinn convierte los deseos en pesadillas, algo muy divertido, jeje, y también destaca el que hace de la versión humana del Djinn (seguro que recordáis al Mikhail de Perdidos), que siempre está sonriendo de esa forma tan diabólica que te pone los pelos de punta. Y cómo no, robert Englund, al que siempre es un placer ver en su ambiente, por breve que sea su papel.

Wishmaster 2: El Mal Nunca Muere

En la galería de arte en la que se encuentra la estatua del dios iraní entran a robar unos ladrones, pero salta la alarma y aparece un guardia de seguridad. Hay un tiroteo y uno de los ladrones muere. Las balas impactan en la estatua y el Ópalo de fuego se desprende. Uno de los ladrones, Morgana, que es la protagonista, coge el Ópalo y se lo guarda en el pecho. Cuando una bala la alcanza, da de lleno en el Ópalo, rompiéndolo, y así el Djinn es despertado.
El novio de Morgana, Eric, el otro ladrón, es herido de gravedad y ella mata al guardia de seguridad. como no puede hacer nada por él, Eric le dice que huya, y ella consigue salir de la galería antes de que llegue la policía. al ver las noticias le extraña que no haya ninguna mención de Eric, y que encima haya un desconocido que se atribuya lo de la galería de arte, al que han enviado a prisión.
Morgana va a verlo y descubre que es la criatura que aparece en sus visiones, y como no sabe qué hacer le pide ayuda a un ex-novio metido a cura. Ambos se ponen a investigar y descubren todo lo referente al Djinn y que la única forma de deshacerse de él es encerrarlo de nuevo en el Ópalo. Pero sólo un alma pura puede hacerlo, así que Morgana empieza a realizar todo tipo de rituales para hacer su alma pura, pero nada funciona.
Por su parte, el Djinn hace su agosto concediendo deseos y recolectando almas en la prisión, pero aún le quedan 800 para llenar su cupo y la paciencia se le está agotando. Así que consigue salir de la prisión y se va a las Vegas, donde hace que todo el mundo tenga suerte en el juego, y así llegar al tope máximo de almas.
Morgana y el padre Gregory llegan a las Vegas para enfrentarse a él, y el Djinn obliga a Morgana a pedir sus deseos. El primero lo desperdicia (como siempre ocurre), pero no así el segundo. Morgana desea que el guardia de seguridad al que mató vuelva a la vida, y así su alma vuelve a ser pura y esta vez sí puede encerrar al Djinn en el Ópalo.

Por increíble que parezca, esta segunda película me ha gustado más que la primera. La forma en que el Djinn es despertado está cogida por los pelos y hay algún que otro fallo de continuidad (el actor que hace del Djinn en su versión humana es el mismo que el de la primera, pero si lo que ocurre en la primera al final no llega a ocurrir, este actor NO PUEDE salir en la segunda; y lo de la recolección de almas, que en la primera película sólo necesita un puñado de ellas para alcanzar el cupo y aquí, 1000), pero en general la he encontrado muy divertida, sobretodo la parte de la prisión.
Imaginaos, un genio en una cárcel, donde todos los presos tienen el deseo de vengarse o ser libres, eso no tiene desperdicio. Adeás ahí se producen dos de las escenas más bizarras y divertidas de toda la película. En una, un preso dice "que se joda mi abogado" y eso es lo que ocurre literalmente, que su abogado se jode a sí mismo. Es la escena más tronchante de la película. La otra ya no lo es tanto. Un preso le dice al Djinn "desearía atravesar esos barrotes y ser libre, joder" y eso hace el Djinn. El tío se aplasta contra los barrotes y se destroza la cabeza (y todo el cuerpo) hasta que consigue pasar al otro lado por unos barrotes separados unos 15 cm. Ya os podéis imaginar cómo queda al final. Salta a la vista que el que pasa es un muñeco, pero aún así mola bastante.

Wishmaster 3: La Piedra del Diablo

La película está ambientada en la universidad. Diana es una estudiante de psicología que está ayudando a su profesor a organizar una exposición sobre la cultura iraní. Sobre su mesa encuentra una antigua caja en forma de estrella, y en su interior descubre el Ópalo de Fuego. Lo toca, le sopla y ya está montada. El Djinn mata al profesor, le arranca la cara y adquiere su aspecto, y casi desde el primer momento se dedica a buscar a Diana para obligarla a que pida los tres deseos.
Como siempre, el primer deseo es desaprovechado, pero con el segundo, Diana desea que el Arcángel Miguel la ayude a derrotar al Djinn, y su novio es poseído por Miguel.
El Djinn es un ser inmortal pero se le puede matar con un arma inmortal, como la espada de Miguel. Es la Despertadora quien lo tiene que matar, pero Diana aún no está preparada para empuñar la espada, así que Miguel la ayuda a escapar del Djinn, mientras éste va matando a sus amigos para obligarla a enfrentarse a él. Al final Diana lo atraviesa con la espada y el Djinn muere (presumiblemente) y Miguel abandona el cuerpo de su novio y así los dos pueden estar juntos y felices.

Decir que la película es mala es quedarse corto. Apenas hay sangre, los deseos no están nada trabajados, la historia no tiene ningún interés y tiene un montón de fallos. Para empezar se supone que al final de la segunda película el Ópalo está en las Vegas, y aquí aparece por arte de magia en una caja recién desenterrada. Luego el Djinn se salta sus propias reglas y pasa de recolectar las almas de los que piden un deseo a ir directamente a por los tres de la Despertadora. Y lo que más risa me da es lo del Arcángel Miguel. En Sobrenatural queda cojonudo, pero aquí es penoso. 

Wishmaster 4: La Profecía

Lisa y Sam son una pareja que tiene una accidente de moto, y Sam se queda en silla de ruedas. Tres años más tarde Sam es un hombre amargado que pasa olímpicamente de su novia, y ella es la que se encarga de la demanda contra la compañía de seguros. Su abogado tiene un interés romántico en ella y le regala una caja antigua que en su interior alberga... sí, el Ópalo de Fuego. La caja se le cae, ella toca el Ópalo, y ya estamos en la misma.
El Djinn mata la abogado, le arranca la cara y adquiere su aspecto, y al igual que en la anterior va directamente a que Lisa pida los tres deseos. Pero no lo hace como Djinn, sino como el abogado que filtrea con ella y le pregunta como si tal cosa cuál es su mayor deseo, y ella creyendo que está hablando con un amigo, pues se lo dice, claro. Primero, que su novio vuelva a andar y luego que ganen el caso, y así ocurre. El problema está con el tercer deseo, ya que ella dice, creyendo que él no la escucha, "ojalá pudiera querte como eres en realidad", y eso significa que él debe revelarle su verdadera identidad y ella amarle a pesar de eso, y eso no va a ocurrir en la vida. El Djinn se muestra tal cual y le pregunta si podría amarle a pesar de ser lo que es, y entonces aparece el novio al rescate, desea tener los medios para poder derrotarlo y le aparece en las manos la espada de Miguel, luchan, el novio acaba empalado, y luego Lisa empuja al Djinn hacia la hoja de la espada que sobresale del vientre de Sam y se acabó el Djinn.

Esta es igual de mala que la anterior. Al menos hay algo de sangre, pero la historia da pena y tiene los mismos fallos que la anterior. Suerte que no hay más.