Buscar este blog

jueves, 31 de julio de 2014

La herencia Valdemar I y II


La herencia Valdemar” y su continuación, “La Sombra Prohibida”, son dos películas españolas de 2010 que se basan en el universo creado por H. P. Lovecraft. No adaptan ningún relato ni novela corta, sino que se basan por encima en sus historias de Dioses Primigenios y sectas que los adoran y luego invocan, de igual forma que “Hannibal” se basa en los personajes de “El Dragón Rojo” en vez de en el libro en sí o “Haven” muy libremente en la novela corta “Colorado Kid”.

La mansión Valdemar es una mansión de estilo victoriano, la única que hay en España, y tiene como 200 años. La mansión va a salir a subasta, pero aún no ha sido tasada así que envían a Luisa Llorente para que lo haga sin perder un instante (enviaron antes a otro tasador pero llevan días sin tener noticias suyas). En la casa Luisa encuentra el cadáver destrozado de su compañero desaparecido y cree ver un extraño ser entre las sombras, que empieza a perseguirla por toda la casa. El jardinero y un hombre un tanto siniestro la sacan de allí medio inconsciente y la encierran en casa del segundo bajo llave y sin darle ninguna explicación.

Mientras, en el exterior, a Luisa la dan por desaparecida y su jefe, un enigmático individuo llamado Maximilian Corbin que lleva un bastón cuya empuñadura es la cabeza de Cthulhu (y hay que decirlo, una peluca muy cantosa), contrata a un investigador privado para que la encuentre. El investigador viaja en tren a la localidad donde se encuentra la mansión Valdemar en compañía de la presidenta de la Fundación Valdemar y durante el trayecto le cuenta la historia de Lázaro Valdemar y su esposa Leonor.
Leonor tenía dificultades para tener hijos y convirtió su hogar en un orfanato. Lázaro se ganaba la vida como fotógrafo y poco después empezó a realizar fotografías psíquicas, fotos que revelaban el aura de las personas y de ahí pasó a hacer sesiones de espiritismo. Todo esto era un fraude y Lázaro Valdemar hizo una gran fortuna a expensas de los crédulos, pero todo cambia cuando un periodista descubre el fraude y le hace chantaje. Lázaro lo echa de su casa y en respuesta el periodista lo saca todo a la luz, y Lázaro va preso hasta que se celebre el juicio; al parecer el periodista tiene un testigo que puede probar su versión de los hechos. Entonces un misterioso personaje va a verlo a la cárcel y se ofrece a ayudarlo. Se trata de Aleister Crowley, un personaje real del siglo XIX que estuvo muy relacionado con el ocultismo y realizaba misas negras y tal. Crowley consigue hundir al periodista y los cargos contra Lázaro son retirados y vuelve a ser un hombre libre. Un tiempo después Crowley acude a él para pedirle algo a cambio. Le cuenta que le interesa el ocultismo y que sabe de su afición fraudulenta, pero pese a que sus fotos psíquicas eran falsas, en ellas encontró un verdadero ser de otro mundo y así se lo enseña. En unos días tendrá lugar un eclipse de luna y Crowley quiere realizar en su casa un ritual para invocar a ese ser y para ellos necesita la participación de Lázaro, pues subconscientemente ha creado un vínculo con el ser a través de sus sesiones de espiritismo. Lázaro acepta, convencido, pero al realizar el ritual todo sale mal. El ser es más poderoso de lo que imaginaban y la invocación acaba en tragedia y muerte.

La primera película se centra sobretodo en la historia de Lázaro Valdemar y deja en el aire lo que pasa con Luisa en el presente. La segunda película se ocupa de eso. En ella los distintos personajes principales confluyen en el pueblo y descubren que han sido manipulados por una secta ocultista con el fin de conducirlos allí para ser sacrificados en un ritual que pretende devolver al ser que Lázaro Valdemar invocó hace 200 años al lugar del que procede y liberar a su esposa del Purgatorio.
Estas dos películas me han parecido bastante buenas. Lovecraft me encanta, es uno de los grandes maestros del género, aunque no alcanzó este grado hasta después de su muerte y no existen tantas adaptaciones como me gustaría, pero pese a no ser estas unas adaptaciones per se, como fan me han gustado mucho. El gran momento tiene lugar al final de la segunda película, cuando Cthulhu aparece en todo su esplendor. La versad es que es todo un espectáculo pese a que solo aparece por poco tiempo. En definitiva, es un buen precalentamiento antes de volver a sumergirme en los relatos oscuros del genio de Providence.

martes, 29 de julio de 2014

Boardwalk Empire. 3ª temporada (¡Ojo Spoilers!)


En esta temporada Nucky tiene que vérselas con un hombre llamado Jim Rosetti, un hombre que acabará convirtiéndose en un auténtico quebradero de cabeza para él. Rosetti trabaja para Masseria, uno de los grandes capos de Chicago y es un tipo muy irascible, cualquier cosa se la toma a mal, como una afrenta hacia su persona (si no le das los buenos días te revienta la cabeza). Rosetti quiere comprarle a Nucky un gran cargamento de alcohol, pero Nucky le dice que sintiéndolo mucho no puede venderle nada, que todo su alcohol es para Rothstein. Rosetti se lo toma como un insulto y le dice que eso no quedará así y Nucky enseguida se olvida de él. Un error por su parte porque Rosetti y sus hombres toman el control de la carretera que va de Atlantic City a Nueva York y asalta y destruye todos los cargamentos que Nucky envía por allí. A causa de la nieve y el barro los otros caminos son inviables así que Nucky trata de llegar a un acuerdo con Rosetti, pero a estas alturas ya no atiende a razones y se declara la guerra entre ellos. A lo largo de la temporada vemos cómo el conflicto entre ambos va a más, cómo Rosetti le va ganando terreno y poder a Nucky y cómo éste va quedándose sin él. Rosetti convence a Masseria de que le envíe a varios de sus hombres para acabar definitivamente con Nucky y conseguir así el control de la ciudad, mientras éste le pide ayuda a los grandes capos con los que ha hecho negocios para enfrentarse a Rosetti, pues se ve incapaz de hacerlo él solo, pero ninguno quiere verse salpicado y se desentienden de Nucky, algo que les asegura no olvidará.

El único apoyo con que cuenta Nucky son los hombres de Chulky, pero cuando peor parecen estar las cosas aparece Al Capone con sus chicos para echarle una mano, y en el doble capítulo final ambos bandos convierten Atlantic City en el escenario de una sangrienta batalla campal, del que solo uno saldrá vencedor.
Pero guerrillas aparta, la temporada también tiene otras tramas igual de interesantes, aunque no tan impactantes. Aunque Nucky y Magaret aparentan ser un feliz matrimonio, en realidad se llevan fatal y apenas se hablan. La razón es que, como recordarás, al final de la 2ª temporada Nucky ponía a nombre de ella un solar para el que tenía grandes perspectivas de negocios, pero ella lo donó a la Iglesia y allí construyeron un hospital. Margaret tratará de dar allí un cursillo para mujeres sobre salud e higiene en relación con el embarazo, ya que algunas mujeres mueren a causa de alguna infección o sufren algún aborto por la misma causa, y ahí chocará con la oposición del director del hospital, cuya mentalidad es demasiado anticuada. Van Alden, que está en busca y captura por haber matado a su compañero, tiene una nueva identidad y se gana la vida vendiendo planchas a domicilio, aunque no se le da demasiado bien y sus compañeros de trabajo suelen reírse a su costa. Ironías del destino, Van Alden se verá obligado a destilar alcohol para uno de esos pequeños capos. Y Lucky Lucciano tratará de introducir la heroína en la calle, aunque la tarea no resultará tan fácil como él cree.

No sé cómo lo hacen pero cada nueva temporada de Boardwalk Empire le da 100 vueltas a la anterior. Una vez más Steve Buscemi vuelve a demostrar el pedazo de actor que es, resulta muy impactante ver el lado gangsteril de Nucky, nada que ver con el Nucky Thompson amigable de cara a la galería. Ya la primera escena de la temporada te deja con la boca abierta. Tiene a un ladrón atado a una silla que ha robado en uno de sus almacenes y todo el tiempo se muestra comprensivo con él, diciéndole que él hizo lo que tenía que hacer, que es robar, el que la cagó fue el vigilante del almacén, que no cumplió con su cometido. Entonces le dice a uno de sus hombres “Desátale, pero antes vuélale la puta cabeza”, y se va como si tal cosa. Es simplemente brutal. Fue una lástima lo de Jimmy, ojalá hubiera seguido, pero el personaje de Rosetti hace que te olvides de él. Es sin duda la némesis perfecta para Nucky, un tipo realmente peligroso porque salta con nada y tanto te puede reír las gracias como molerte a palos. Además está bien ver cómo alguien consigue plantarle cara a Nucky. Lo de Van Alden me indignó bastante, ver a alguien como él convertido en el blanco de las bromas de sus compañeros es para cabrearse, pero es genial cuando por fin explota y le plancha la cara a su compañero y destroza el local. Que se jodan todos. Y también mola ver cómo Al Capone va cogiendo fuerza y se acerca al Al Capone que todos conocemos. Esta ha sido una grandísima temporada y su doble capítulo final ha sido épico como pocos. Ah, y pensar que antes no me gustaban las historias de mafiosos y del crimen organizado. Lo que me estaba perdiendo.
Espero hincarle el diente pronto a la 4ª temporada.

jueves, 24 de julio de 2014

La doctora Cole, de Noah Gordon


De los tres libros que forman la saga de los Cole este es el más flojo, no porque sea malo, que no lo es, sino porque los otros dos son muy épicos (el primero transcurre en la Edad Media en Persia y el segundo en el siglo XIX en América, con los indios y la Guerra Civil de fondo) y pasar de esto a un libro ambientado en la actualidad pues es un bajón, pero bueno, el libro también tiene su punto.
El libro transcurre en los años 90 (tiene casi 20 años ya) y su protagonista es la doctora R. J. Cole, una mujer madura que divide su actividad profesional entre el Hospital Lemuel Grace de Boston y el Centro de Planificación Familiar de Jamaica Plain, donde realiza abortos de primer trimestre. Al igual que otros médicos que desempeñan esta actividad, R. J. tiene que soportar la presencia de los fanáticos provida, que siempre se manifiestan delante del centro, algunos de los cuales son muy radicales y pueden pasar de los insultos a quemarle el coche o a la agresión física.
Su marido le pide el divorcio, algo a lo que ella no se niega, pues hace tiempo que se apagó la chispa, y empiezan a repartirse las cosas y a vender sus propiedades en común. Su marido se encarga de vender la casa en la que vivían y R. J. viaja a Woodfield para vender la finca que tienen allí, pero una vez en el pueblo cambia de idea y en vez de venderla decide hacerse médico rural y abrir allí un pequeño consultorio, igual que sus antepasados.

Pese a que le falta la épica de los otros libros, el libro es bastante bueno y toca temas muy interesantes como son el aborto y el fanatismo de los grupos provida y critica el negocio en que se ha convertido la medicina. Además destacan claramente las diferencias entre ser un médico rural en el siglo XIX y el presente (en el siglo XIX no tenían que lidiar con cosas como los seguros médicos, por ejemplo). Por otro lado, la historia en sí también me ha gustado mucho, tiene momentos muy graciosos y también muy intensos, de gran carga dramática, como lo de Sarah, que te dan ganas de echarte a llorar cada vez que sale el tema. El libro es muy ameno y fácil de leer, los capítulos son cortos y se leen sin darte apenas cuenta y, en definitiva, como broche final a la saga, creo que es muy satisfactorio.

miércoles, 23 de julio de 2014

Breaking Bad. 2ª temporada (¡Ojo Spoilers!)


Walter se da cuenta de que está más que jodido cuando Tucco, el narco al que le vende su droga, le da una paliza de muerte a uno de sus hombres por un comentario inofensivo que hizo. Tucco está muy loco y como Walter y Jesse son testigos del asesinato empieza a seguirlos con su coche y a llamarlos por teléfono a horas intempestivas. Jesse cree que va a acabar asesinándolos, así que convence a Walter de matarlo ellos antes, pero la cosa acaba complicándose bastante; a pesar de ello salen bien parados aunque la doble visa de Walter empieza a hacer mella en su matrimonio. Skyler no es tonta y no se traga las excusas que Walter le suelta. Además de que recibir una llamada y estar tres días desaparecido pues no es muy normal, ¿verdad? Todo esto da lugar a constantes discusiones y a un ambiente tenso en casa de los White.

Walter y Jesse deciden montárselo por su cuenta y distribuir ellos la droga, así que Jesse contrata a dos amigos suyos que son camellos para que vayan vendiéndola y estos a su vez contratan a tres o cuatro cada uno y de esta forma la distribución fluye más rápidamente. El dinero empieza a llegarles a espuertas y el nombre de Heisenberg empieza a correr como la pólvora, ese nuevo narco que tiene la metanfetamina más pura del mercado pero que no dudará en volarte la cabeza si se te ocurre robarle. Así que cuidado con él.
Es en esta temporada cuando Walter conoce al mítico Saúl Goodman, un abogado de tres al cuarto que se convierte en su representante legal en sus asuntos de Heisenberg, llevándole lo de la droga, el blanqueo de dinero, etc. Cuando, a raíz de una guerra de territorios, Walter se queda sin distribuidores, Saúl lo pone en contacto con un gran distribuidor que lleva años en el negocio y al que nunca han pillado, Gus, un tipo que posee 14 restaurantes de comida rápida y es un pilar de la comunidad. Gus acepta hacer negocios con Walter y la paga 1,2 millones por sus 20 kilos de metanfetamina.

El gran Saúl Goodman
Jesse le alquila un piso a una chica llamada Jane, que también es su vecina y empiezan a salir. Así descubre que es ex-heroinómana y que lleva año y medio limpia, y al saber Jane que él es traficante vuelve a recaer y ambos empiezan a pincharse heroína. Walter, al descubrir que Jesse se está fundiendo el dinero en heroína, decide no darle su parte hasta que lo deje, y entonces Jane, a la que Jesse se lo ha contado todo, le hace chantaje y lo amenaza con ir a la policía si no le da su parte a Jesse, así que Walter se encuentra en un brete.

Esta temporada es una puta pasada. Es simplemente brutal, aún mejor que la 1ª. Walter está que se sale; como dice el título de la serie, en esta 2ª temporada se vuelve un poco más malo, poco a poco va sumergiéndose en su lado oscuro y empieza a ser más Heisenberg que Walter. Como ejemplo, dos grandes momentos de la temporada: cuando le dice a dos traficantes en el aparcamiento de un centro comercial que se alejen de su territorio, con cara de ir a arrancarles la cabeza, como su llevara toda la vida tratando con este tipo de individuos (simplemente acojonante) y el más fuerte en mi opinión, cuando Jane tiene una sobredosis y Walter se queda mirando cómo se muere sin mover un dedo. Qué cabrón.
Una vez más lamento no haberla visto por la tele en su día. ¡El jodido Walter White!
Y Skyler ya empieza a caerme mal, qué pesada es, siempre preguntando y desconfiando de Walter. Me muero de ganas de verle la cara cuando Walter le diga de donde ha salido el dinero para su tratamiento. Jaja.
Estoy impaciente por ver ya la 3ª temporada.

Preludio a la Fundación, de Isaac Asimov


Pese a que este es el 6º libro de la saga Fundación, cronológicamente es el primero ya que es una precuela de la primera entrega. Aquí conocemos a un joven Hari Seldon, que presenta sus teorías sobre la psicohistoria en la Convención Decenal en Trántor, tras lo cual se convierte en el hombre más buscado del Imperio, pues el vanidoso emperador Cleon I pretende utilizar la psicohistoria en su favor, para asegurarse el trono. Seldon se ha hartado de explicarle que la psicohistoria son solo unas cuantas teorías y que jamás podrá llevarse a la práctica (la tarea le llevaría mil años) y que no es algo tan simple como predecir el futuro, pero éste no le cree y así Seldon se ve obligado a huír y esconderse en los distintos barrios de Trántor. Para ello Seldon contará con la ayuda del periodista Chetter Hummin y la historiadora Dors Venabili, que aparte de ayudarlo a eludir a las fuerzas del emperador también lo ayudarán a comprobar si la psicohistoria puede efectivamente llevarse a la práctica o no.

Algo que no me gustó del primer libro fue que, pese a ser un personaje tan importante, Hari Seldon salía más bien poco, así que una de las cosas que más me gustaron de este libro es que nos muestra cómo empezó todo lo de la psicohistoria y cómo era Hari Seldon antes de convertirse en el mito que acabaría siendo, un matemático normal y corriente que creía que sus teorías acerca de la psicohistoria nunca serían más que eso, teorías.
Otra cosa que me gusta es que Asimov incluye aquí lo de los robots y las leyendas de la Tierra y Aurora. Claro que tras las sorprendentes revelaciones del final de “Fundación y Tierra” era de esperar algo así. Tengo que decir que el libro no me ha gustado tanto como, por ejemplo el 4º y el 5º. Lo he encontrado a ratos algo parado, y hasta que Seldon no se puso a investigar lo de los robots y la Tierra, la cosa no se puso interesante. Eso sí, todo esto merece la pena para llegar a esas revelaciones de las últimas páginas que lo dejan a uno con la boca abierta. Ahora espero leer dentro de poco el 7º y último título de la saga, “Hacia la Fundación” y luego la llamada Segunda Trilogía de la Fundación y darla así por finalizada.

martes, 22 de julio de 2014

Sanctuary. 4ª temporada (¡Ojo Spoilers!)


Al final de la 3ª temporada Adam Worth, o sea el doctor Jekyll, viajaba en el tiempo al siglo XIX para salvar a su hija, que murió de una extraña enfermedad para la que en aquella época no había cura. Esto podría alterar el futuro, haciendo, por ejemplo, que Santuario nunca llegara a existir, así que Helen va tras él para detenerlo. Allí se encontrará con el Watson del pasado y con su ayuda conseguirá llevar a cabo su misión, aunque no le dice gran cosa para no alterar su propio futuro. Lo malo es que Helen no tiene forma de regresar al presente así que tiene que quedarse en el pasado 113 años, esperando a poder “reaparecer” poco después de haberse ido.
Paralelamente, un considerable número de anómalos procedentes de Tierra Hueca asciende a la superficie y el Ejército los mete en un campamento hasta saber qué hacer con ellos, lo que no deja de ser un campo de concentración y allí los ánimos se caldean hasta tal punto que los anómalos se amotinan y se produce una situación con rehenes.

En la otra punta del planeta surge un ejército de 9.000 anómalos procedentes de Tierra Hueca. El Ejército los considera una amenaza y abren fuego sobre ellos y cuando se enteran en el campamento la situación se vuelve bastante hostil. Por su parte, Will, Henry y compañía descubren algo terrible: la ONU planea capturar y experimentar con anómalos y hacer su propio ejército y luego asaltar todos los Santuario y hacerse con los anómalos que albergan. En el campamento la situación acaba llegando a buen término y la mayoría de los anómalos decide regresar a Tierra Hueca, aunque unos pocos optan por quedarse en la superficie, pero las consecuencias de todo esto es de lo que trata esta 4ª temporada. La némesis de Helen esta temporada es un hombre llamado Addison, un hombre que trabaja para el Gobierno y que inicia una exhaustiva investigación sobre Santuario y la gestión de Helen a lo largo de todos estos años, buscando cualquier excusa para ponerla en duda y arrebatarle el control de Santuario. Helen acaba hartándose y lo echa fuera y esto provoca la guerra entre ambas instituciones, y a Helen le congelan las cuentas y sus recursos se reducen al mínimo, aunque no tantos como ellos creen. A lo largo de la temporada se produce un constante tira y afloja entre Helen y Addison y en el doble capítulo final las cosas se tuercen de mala manera para los protagonistas, pero luego, al final, se produce una revelación sorprendente y se abre una nueva etapa.

Habría sido interesante ver la 5ª temporada, pero desgraciadamente la audiencia no acompaño a esta temporada y la serie se canceló. Una lástima, porque la temporada me pareció bastante buena (me recordó a los X-Men y a la persecución de los mutantes solo por considerarlos diferentes). Pero bueno, cuando me puse a ver esta serie ya había terminado un par de años antes, así que esto no me cogió por sorpresa. De todas formas son mejor cuatro temporadas que ninguna. Ha sido una buena serie y no me arrepiento de haberla visto.

lunes, 21 de julio de 2014

Las mejores historias de terror V, varios autores


Esta antología de terror es de 1978 y pertenece a la colección Superterror, que era bastante popular entre los 70 y 80. la encontré en un mercadillo de libros de segunda mano gratis y me lo llevé no solo porque fuera gratis, sino porque hace tiempo me leí otro libro de esta colección, una antología de relatos de Brian Lumley, y me gustó.
El libro está formado por 10 relatos, que son los siguientes:

1. Los chicos del maíz, de Stephen King
Un matrimonio se pierde en una carretera secundaria de Nebraska y llegan hasta un pueblo llamado Gatlin, donde descubren que una secta religiosa formada por niños ha asesinado a todos los adultos, ofreciéndolos en sacrificio a su dios del máiz, El Que Camina Tras las Hileras.

2. En el fondo del jardín, de David Campton
Geraldine le habla a su madre de su amiga Enid, que le ha arreglado y blanqueado los dientes, que tenía torcidos, y también las piernas de su amigo Barry Mapel, que tenía torcidas y no podía andar bien y ahora está como nuevo. Su madre cree que es una amiga imaginaria y no le hace mucho caso. Pero Enid es muy real y de hecho ni siquiera es humana.

3. Chillando para huír, de Janet Fox
Un hombre utiliza a mujeres acomplejadas (feas y gordas) para acostarse con ellas y luego abandonarlas. Su nueva víctima es una mujer gorda que trabaja en un autorestaurante. Pero la mujer es en realidad un monstruo que siempre está hambriento.

4. La fe perdura eternamente, de Manly Wade Wellman
Un norteamericano viaja a Inglaterra para conocer el lugar en el que vivieron sus antepasados y allí conoce a una prima lejana, que descubrirá horrorizado que mantiene encerrado en su casa al demonio Baal.

5. El dios caballo, de Lisa Tuttle
Un establo construido sobre un terreno sagrado de los indios, el cual les fue robado impunemente y sobre el que éstos echaron una maldición.

6. Blanca como el invierno, de Tanith Lee
Gravak, un duro guerrero, regresa a casa con sus hombres tras una batalla y pasan la noche en un castillo abandonado. Allí Gravak encuentra una extraña flauta y tras tocarla una sola vez, descubre a una mujer pálida como la nieve que lo sigue a todas partes, una mujer que solo él puede ver.

7. Una telaraña de venas palpitantes, de William Scott Home
Un hombre es contratado para que desentierre un ataúd del cementerio y lo saque de allí. Sin poder resistir la curiosidad echa un vistazo a su interior y descubre que lo que hay dentro no es humano.

8. Si viene Damon, de Charles S. Grant
Un hombre es acosado por el fantasma de su hijo fallecido.

9. Acorralado, de Ramsey Campbell
Un hombre alquila una casa destartalada que contiene grietas por todas partes y por la noche escucha extraños ruidos y encuentra cosas extrañas.

10. Largo, largo camino que seprentea, de Russell Kirk
Un hombre revive el traumático día de su muerte, acaecida hace 60 años, en el aniversario de ésta.

Lo cierto es que de los 10 solo conozco a dos autores, Stephen King, obviamente, y Ramsey Campbell, que escribió algunos relatos para los mitos de Cthulu de Lovecraft.el de Stephen King es sin duda el mejor, “Los chicos del maíz” es todo un clásico y ya me lo he leído 4 o 5 veces. Los demás relatos son bastante del montón y no me impresionaron tanto como me esperaba. De hecho dudo que sean las mejores historias de terror, como indica el título, pero al menos te hacen pasar un buen rato.
Los que más me gustaron fueron: el 1, 2, 5, 6 y 10, aunque este último es algo extenso para mi gusto.

viernes, 18 de julio de 2014

Los 9 mejores capítulos de "Cómo conocí a vuestra madre"


Bueno, como la serie ya ha acabado he decidido elegir el mejor capítulo de cada temporada, algo que ya he hecho con anterioridad con otras series porque creo que es divertido y el mismo hecho de hacerlo mola bastante, así que vamos allá.

1ª temporada: 1x10. El incidente de la piña

Con este no tuve ninguna duda, es el más divertido de la 1ª temporada. Ted se despierta de una noche de borrachera sin recordar nada en absoluto, y encuentra a una desconocida en su cama, una piña en su mesita de noche, tiene un tobillo torcido, un número de teléfono escrito en el brazo y la americana parcialmente quemada, así que la historia se reconstruye a partir del relato de cada miembro de la panda, igual que “Resacón en las Vegas”. No sé tú, pero a mí me pasa como a Marshall, al que lo único que le importa es de dónde salió la dichosa piña. Lo malo es que no llegan a decírnoslo.

2ª temporada: 2x09. La apuesta

El mítico capítulo en el que descubrimos el pasado de Robin como estrella pop adolescente canadiense, Robin Sprakles, y sobretodo, el de la famosa apuesta de las bofetadas.
Robin no quiere ir a ningún centro comercial y no quiere decirles por qué. Marshall cree que ya está casada y Barney que hizo porno, y el que gane le dará al otro una bofetada con todas sus fuerzas. A lo largo del capítulo cada uno cree haber acertado y le da al otro su bofetada, pero al haberla dado sin tener razón el número de bofetadas se dobla cada vez por la penalización (por darla estando equivocado y sin el permiso de Lily, que es el árbitro de la apuesta) y al saberse la verdad sobre Robin a Barney le cae una penalización de 10 bofetadas seguidas o bien 5 en cualquier momento y sin avisar, y Barney escoge las 5. Gran error.

3ª temporada: 3x08. Desilusión

En esta temporada hay varios capítulos muy buenos, como el 3x05, en el que conocemos cómo se conocieron todos; lo más divertido es que cuando Ted conoció a Marshall éste estaba fumándose un porro, pero como Ted le está contando la historia a sus hijos lo sustituye por “comerse un bocadillo”. O el 3x17, en el que Barney se acuesta con Robin, infringiendo la 1ª Regla del Código del Colega (no acostarse con la ex de un colega) y contrata a Marshall para que encuentre un resquicio legal y no sentirse así como un perro al haber traicionado a su mejor amigo. Y paralelamente Ted nos cuenta la primera parte de la historia de la cabra, que en realidad pertenece a la siguiente temporada.
Pero con el que me quedo es con el 3x08, “Desilusión”, en el que todos se echan en cara sus respectivos defectos. Lily hace ruido al masticar, Ted siempre los está corrigiendo, Robin siempre dice “literalmente”, Marshall canturrea todo lo que hace y Barney tiene un montón de defectos (a veces habla con voz chillona, utiliza slogans desfasados y se abstrae cuando están hablando con él). Divertidísimo.

4ª temporada: 4x04. La intervención

Una intervención se produce cuando tú tienes una adicción, el alcohol, por ejemplo, y tus amigos se reúnen contigo por sorpresa y te dicen lo mucho que te está afectando, que ya no eres el mismo y te convencen para que lo dejes. El grupo le hace una intervención a Stuart, que bebe demasiado, y a partir de ahí empiezan a hacer intervenciones por cualquier cosa. A Marshall porque se niega a quitarse su sombrero funky, a Lily y su acento británico, a Robin y los rayos V, Barney y la magia y también por insistir en disfrazarse de viejo para ligar, y a Ted por querer casarse con Stella tan pronto. Todos creen que se precipita y eso le sienta fatal.

5ª temporada: 5x08. Manual de juegos

En esta 5ª temporada hay unos cuantos capítulos muy buenos y me ha costado decidirme. Entre mis favoritos están: el 5x03, en el que Ted le da a Barney una clase intensiva sobre Robin para ser un mejor novio para ella; el 5x09, el de la 4ª bofetada que Marshall e da a Barney en el Día de Acción de Gracias; el 5x13, en el que los alumnos de Ted utilizan el programa de Robin para beber (cada vez que dice “pero em” hay que beber); el 5x17, el de la supercita de Barney con Jennifer Lopez (genial el bailecito); el 5x18, en el que Barney siempre sale perfecto en todas las fotos y el 5x23, en el que Tony, el ex de Stella que se fugó con ella el día en que iba a casar con Ted, dejándolo plantado, ha hecho una película contando toda la historia, pero es una comedia y pone a Ted como el malo y a él de bueno, y se convierte en la película más taquillera de la historia, lo cual cabrea bastante a Ted. Y con razón. Es indignante, encima de que le quita a la novia hace una película ridiculizándolo. Qué cabrón. Pasé mucho tiempo dudando entre este y el 5x08, pero al final opté por este último porque te quedas totalmente alucinado con lo retorcido que puede llegar a ser Barney con tal de ligarse a una tía.
El manual de juegos es un libro que contiene todos los trucos, triquiñuelas y engaños que Barney utiliza para ligarse a las tías, y todo lo que ocurre en el capítulo forma parte de un enrevesado plan de Barney para ligarse a una tía, titulado “El buceador” (como claramente indica el título, Barney lleva puesto un traje de buceo). El plan consiste en lo siguiente: hablarle del manual a una amiga cotilla (Lily), ligarse a una amiga suya de forma que se enfade tanto que acabe robando el manual, ponerse el traje de neopreno y decirle que vas a hacer una nueva jugada llamada “El buceador” con una tía buena que hay en la barra del McLaren's. Lily se acercará a ella y le contará todo lo del manual de juegos. Cuando le pregunten de qué va el buceador, se quitará la máscara y soltará un rollo sobre lo inseguro que es en el fondo, lo cual es mentira, Lily sentirá lástima por él y le hablará a la chica bien de él, y la chica aceptará tomarse un café con él. ¡Taraaá!
Como dice Lily, qué hijo de puta. Barney Stinson, jodido genio.

6ª temporada: 6x15. Oh, Cariño

De esta temporada hay dos capítulos que me gustan mucho. En el 6x10 conocemos a un amigo de la panda, Blitz (Hugo García, Hurley de Lost), que arrastra una maldición: cada vez que se marcha siempre ocurre algo alucinante y entonces exclama “¡Oh, mierda!”. En el capítulo la maldición va saltando de uno a otro hasta que acaba por regresar a él. Es un capítulo muy divertido y además contiene un par de guiños Lost que molan un montón. Zoey le pide a los chicos que digan números de teléfono al azar y entonces aparece Blitz y suelta los números de Lost. Más adelante, cuando la maldición ha saltado a otro, dice: “Yo he estado en esa isla una eternidad”. Genial. Además en este capítulo Ted y Zoey se hacen amigos.
Pero el mejor de toda la temporada es sin duda el 6x15, en el que Ted y Zoey se dan cuenta de que están enamorados y acaban juntos. Zoey le consigue a Ted una cita con su prima (Katy Perry), que es algo ingenua (en realidad bastante). Barney también se la quiere ligar y Ted se la deja. Ted le confiesa a Robin que está enamorado de Zoey y Robin se lo cuenta a Marshall por teléfono. Como está casada Ted no quiere intentarlo, así que decide romper su amistad con ella. Barney le cuenta a Marshall por teléfono que se encontró con Zoey y le dijo que se tiró a su prima y no Ted, y ella sonrió y le abrazó y Barney no sabe por qué, pero Marshall sí: Zoey está enamorada de Ted. Ted rompe su amistad con Zoey y le dice que es porque Lily la odia; Lily le dice que no, que es Robin quien la odia, y Robin que es Marshall. Éste descubre que Zoey se está divorciando del Capitán y Zoey confronta a Ted porque cree que es él quien la odia y que es un cobarde por no decírselo y él le dice que la odia y ella sale llorando y Ted la para y le dice todo lo que odia de ella y entonces Marshall la llama por teléfono y le dice (aunque no lo escuchamos) que Ted está enamorado de ella. Ted sigue enumerando sus defectos pero Zoey sonríe y entonces le suena el móvil a Ted. Es Marshall que le dice que Zoey se está divorciando y que está enamorada de él y al final se besan. Oohhh...

7ª temporada: 7x03. La corbata de patitos

En esta temporada hay dos capítulos que me gustaron mucho. Uno es el 7x24, en el que Barney le pide matrimonio a Queen y mola porque lo hace mediante un truco de magia alucinante. Barney y Queen se van de viaje a Hawaii y en el aeropuerto registran su maleta y encuentran dentro una caja mágica de mago. Le dicen que la abra pero él se niega porque el Código del Mago lo prohíbe, así que los arrestan. Luego dejan que Queen se marche y entonces Barney decide hacer el truco. Tapa la caja con un pañuelo, la hace desaparecer y en su lugar aparece una maceta, crece una planta tras echarle unos polvos mágicos y al abrirse la flor en anillo está dentro. ¡Taraaá!
Pero mi favorito es el 7x03, el de la corbata de patitos. La panda va a cenar a un restaurante chino, uno de esos en los que el cocinero cocina delante de la gente, cortando la comida en plan guay, y Barney dice que eso lo hace cualquiera. Marshall apuesta con él a que no es capaz de hacer todos los platos del menú; si lo consigue podrá tocarle las tetas a Lily, sino tendrá que llevar la corbata de patitos de Marshall durante un año. Pero resulta que Barney los ha tangado y ha tomado clases y hace todos los platos perfectos, pero en el último, el langostino en el bolsillo, Lily le enseña as tetas, distrayéndolo y haciéndolo fallar, así que tiene que ponerse la corbata de patitos.

8ª temporada: 8x12. Página final, 2ª parte

De esta temporada me encantan otros dos capítulos. Uno es el 8x22, el de la despedida de soltero de Barney, que resulta ser un auténtico desastre. Ted y Marshall lo secuestran y lo llevan a una habitación de motel cutre. Luego aparece un payaso, la stripper contratada resulta ser Queen, Ralph Macchio, el de Karate Kid, a quien Barney odia porque para él el verdadero protagonista es el rubio, el del Dojo Kobra. Después pierde 80.000 pavos en un casino chino y Robin rompe con él al ver que Queen es la stripper de su despedida, pero resulta que todo esto estaba planeado por Robin, y lo mejor es que el payaso es en realidad el rubio de Karate Kid.
Pero el mejor capítulo de la temporada y uno de los mejores de toda la serie es el 8x12, el de la petición de mano de Barney a Robin, porque todo lo ocurrido entre ellos en esta temporada forma parte de un enrevesado plan de Barney para que cuando le pida matrimonio le diga que sí, como una jugada del manual de juegos. Barney ayudó a Robin a cortar con su novio diciéndole que aún estaba enamorado de ella y que ella aún sentía algo por él. Luego, una noche en que estaban borrachos, Barney la besa (aunque en realidad él no lo estaba) y después Robin finge que eso no ha pasado, y luego Barney le dice que va a dejar de intentarlo con ella, que está claro que está perdiendo el tiempo, y esto despierta el interés de Robin (psicología inversa). Barney empieza a salir con Patrice, una compañera de trabajo de Robin a la que esta no soporta porque siempre la sigue a todas partes (que está en el ajo) y le dice a Ted que va a pedirle a Patrice que se case con él porque lo hace muy feliz, y le hace prometer que no se lo dirá a Robin. Pero Ted acaba diciéndoselo, algo con lo que Barney contaba (lo que significa también que Ted le da su bendición, algo muy importante para Barney) y Robin se presenta en el lugar para impedirlo y confesarle sus sentimientos, y se encuentra un sobre con todos estos pasos escritos y entonces aparece Barney, que se arrodilla y le pide matrimonio, y ella, por supuesto, dice que sí. Como diría Barney, este capítulo es legen-espera un momento-dario.

9ª temporada: 9x16. Cómo me conoció vuestra madre

El mejor capítulo de esta última temporada no es ni el de la boda ni el que nos cuenta lo que ocurre en los años siguientes, sino el 9x16, que nos cuenta la historia de la esposa de Ted a lo largo de estos 9 años, las veces en que casi se cruzó con él, lo del paraguas amarillo, su compañera de piso, etc, hasta llegar al día de la boda. Es genial ver cómo encaja todo, y su historia es preciosa.
¿Y tú, cuáles son tus favoritos?.

martes, 15 de julio de 2014

Chamán, de Noah Gordon (¡Ojo Spoilers!)


Este segundo libro de la saga de los Cole transcurre a mediados del siglo XIX en el oontinente americano, a lo largo de 25 años, de 1839 a 1864. Rob J. Cole debe abandonar Escocia a causa de sus idea políticas y emigra al Nuevo Mundo. Al igula que sus antepasados es médico y en Boston conoce al eminente cirujano y poeta Oliver Wendell Holmes, del que se convierte en asistente en la realización de diversas autopsias. Rob J. Aprende mucho de él y entre ellos acaba surgiendo una estrecha amistad, pero cree que Boston no es para él y decide trasladarse al oeste, a la tierra de los indios. Rob J. Llega a Holden's Crossing, en Illinois, un pueblo que recién está formándose (de hecho Rob J. es uno de los primeros en comprarse una parcela) y como es el único médico de la zona se convierte en un reclamo, y así el pueblo irá expandiéndose poco a poco. Rob J. Se hará amigo de sus vecinos y allí conocerá a su futura esposa, Sarah Bledsoe, una madre soltera que cree estar muriéndose de cáncer, pero gracias a Rob J. descubre que en realidad tiene cálculos renales en la vejiga, y consigue salvarle la vida. Rob J. tratará al hijo de Sarah, Alex, como si fuera su hijo y posteriormente tendrán el suyo propio, al que llamarán cariñosamente Chamán. Pero la desgracia caerá pronto sobre ellos cuando Rob J. descubra que tras pasar el sarampión Chamán se ha quedado sordo. Rob J. deberá afrontar las dificultades de criar a un niño sordo, más aún cuando éste decide que pese a su deficiencia quiere ser médico.
En Holden's Crossing también existe una pequeña comunidad de indios, y Rob J. se hará amigo de Makwa-Ikwa (Mujer Oso), la chamán de la tribu, y la convertirá en su asistente a la hora de atender a sus pacientes. Entonces la tragedia volverá a golpearle cuando Makwa-Ikwa aparezca asesinada y con claros indicios de haber sido violada. Rob J. se lo tomará como algo personal y dedicará los siguientes años de su vida a buscar a los verdaderos responsables de forma obsesiva.

Este libro me ha parecido mucho mejor que el primero. “El médico”, a ratos, era algo parado, pero eso aquí no pasa. Me atrajo mucho que estuviera ambientado en el siglo XIX americano y me gusta el tema de los indios, lo de la Guerra Civil y que el protagonista sea un médico rural que va a caballo de casa en casa, visitando a sus pacientes. Pero sobretodo me ha gustado la historia de superación personal de Chamán, un chico sordo que a pesar de su situación quiere ser médico, y pese a las dificultades que debe afrontar logra alcanzar su sueño y convertirse en el digno sucesor de su padre. Es algo admirable.
Lo más interesante del libro es que empieza por el final, con Chamán regresando a casa por el funeral de su padre, encontrando luego los diarios que escribió a lo largo de su vida y conociendo así toda su historia, desde que desembarcó en Boston hasta sus últimos días, y la última parte, que abarca unas 150 páginas, se desarrolla durante el año siguiente a la muerte de Rob J. , donde se cierran todas las tramas abiertas, como el asesinato de Makwa-Ikwa y qué fue de Alex.
El libro es muy ameno y fácil de leer y aprendes mucho sobre esa época, el conflicto entre indios y americanos (que es una vergüenza, todo hay que decirlo) y la Guerra Civil. En mi opinión es el mejor de los tres.

Hannibal. 1ª temporada (¡Ojo Spoilers!)


Hannibal Lecter siempre me ha encantado. Quitando el de los orígenes, que me he leído solo una vez, los otros tres (El Dragón Rojo, El Silencio de los Corderos y Hannibal) me los he leído al menos 4 veces cada uno. En Internet suelo utilizar el nick de “doctorlecter” y en el instituto mis colegs me llamaban “doctor”. Cuando supe que iban a hacer la serie no cupe en mí de gozo y fui siguiendo las noticias que iban saliendo con cuentagotas, primeras imágenes y tal.
Como dicen en los créditos inciales, la serie se basa libremente en los personajes de “El Dragón Rojo”. Según sus creadores la serie tendrá 7 temporadas (o esa es su intención); en la 4ª temporada, si consiguen llegar a ella, adaptarán oficialmente “El Dragón Rojo”, en la 5ª “El Silencio de los Corderos” y luego el de “Hannibal”. Pero a la 1ª temporada le bajó mucho la audiencia y parecía que la iban a cancelar. Por suerte eso no fue así y nos regalaron una 2ª temporada aún más increíble y brutal que ésta, pero de esto ya hablaremos cuando lleguemos ahí.

En la serie, Will Graham enseña criminología en la Academia del FBI y tiene Síndrome de Asperger, que es una especie de autismo que lo convierte en una persona antisocial, al que le incomoda estar rodeado de gente y el contacto físico.
Will tiene un don especial. Es capaz de meterse en la mente de cualquier asesino y pensar como él, fijándose en detalles que los demás pasan por alto. Jack Crawford acude a él para pedirle ayuda con el caso de un asesino en serie. Este asesino ha secuestrado y asesinado a siete chicas universitarias, y la octava acaba de ser secuestrada, y tienen como mucho dos días para dar con ella. Al final el cuerpo acaba apareciendo y al hacerle la autopsia se descubre que le falta parte del hígado y Will deduce que se come los órganos de sus víctimas. Jack Crawford acude a Lecter, por recomendación de la doctora Bloom, para que haga un perfil psicológico de Will, para asegurarse de que al trabajar en el caso no se le va la cabeza, algo que a Will no le hace ninguna gracia.
Mientras tanto aparece una nueva víctima, a la que le faltan los pulmones, pero hay algunas diferencias con las otras víctimas y Will concluye que es obra de un imitador, un asesino inteligente y sádico que con toda seguridad cambiará su modus operandi de un asesinato a otro y que será muy difícil de atrapar, eso si vuelve a matar. Cómo no, el imitador no es otro que Lecter, lo cual no es ninguna sorpresa.

Él y Will trabajan juntos para descubrir la identidad del asesino, que se trata de Garret Jacob Hobbs (en “El Dragón Rojo” se nos dice que Hobbs fue el otro asesino en serie que Will persiguió antes que a Lecter y que acabó tan tocado que pasó una temporada en un psiquiátrico, lo cual explicaría por qué se le va tanto la cabeza en esta temporada), pero antes de dirigirse a su casa Lecter lo llama por teléfono y le dice que “lo saben”. Cuando llegan a su casa, Hobbs acaba de degollar a su esposa y antes de que Will pueda impedirlo también le corta el cuello a su hija adolescente, Abigail. Will le vacía el cargador en el pecho y Abigail se salva por un pelo, pero entra en coma y ni Hannibal ni Will le quitan ojo esperando a que se despierte. Así que la trama principal de esta 1ª temporada se centra en las consecuencias de lo ocurrido en el piloto. Will está bastante afectado por haber matado a Hobbs, ya que es la primera vez que mata a alguien y esto le provoca pesadillas muy intensas, y empieza a acudir al doctor Lecter en calidad de paciente, y entre ellos empieza a surgir una extraña amistad.

Jack considera que Abigail bien pudo ser complice en los crímenes de su padre, así que cuando sale del coma envía a Will y al doctor Lecter a que la interroguen, pero ella insiste en que no tenía ni idea; Jack no acaba de creérselo. Lecter se convierte en mentor y protector de la chica y comienza a ejercer sobre ella su perniciosa influencia. Jack y Will se ponen tras la pista del imitador de Hobbs, ignorando que lo tienen al lado, y mientras ocurre todo esto Will va ayudando a Jack a pillar a otros asesinos, pero a medida que se mete en sus mentes se le va cada vez más la cabeza, teniendo fuertes migrañas y sufriendo largas ausencias, en las que no recuerda cómo ha llegado de un sitio a otro ni el tiempo que ha pasado entre ambos, y en los últimos capítulos acaba muy tocado.

La serie es simplemente brutal. El Hannibal Lecter de Anthony Hopkins es sobrecogedor e imposible de superar, un auténtico monstruo, pero el de Mad Mikkelsen no tiene nada que envidiarle. Él le da un enfoque diferente y hace que nos olvidemos de Hopkins. Este Hannibal es frío y calculador, y no se altera por nada, como si todo le resultara indiferente, o como si lo tuviera previsto. Lo que más me impactó de él es que lo que hace, llamar por teléfono a Hobbs, matar a la amiga de Abigail para hacerla parecer culpable, su manipulación de Will, es simplemente por curiosidad, por ver qué pasa a continuación, y no sigue ningún plan, y eso me parece brutal, una muestra de su mente retorcida.
Otra cosa curiosa es que Lecter considera a Will un auténtico amigo, para él su amistad es muy importante, sin embargo no duda en cargarle sus asesinatos y en colocarle pistas falsas que lo incriminen. Menuda amistad.

Esta serie no ha estado carente de polémica. El capítulo 1x04 fue censurado en Estados Unidos (en el capítulo unos niños se escapan de casa y son acogidos por la misma mujer, que los obliga a regresar con sus familias para asesinarlas y así poder empezar de cero, y lo cierto es que es un poco fuerte) porque lo emitieron tras el atentado de Boston y no querían herir sensibilidades, aunque en mi opinión no es para tanto, y en Utah dejaron de emitirla porque se quejaron de su extrema violencia, algo que me tocó la moral. A ver, se tratas de Hannibal Lecter, ¿qué esperaban, una comedia? Lo que hay que oír.
La verdad es que los asesinatos son muy truculentos y con algunos hay que tener estómago (el asesino que desolla la espalda de sus víctimas, formando alas de piel; el que hace cuerdas para su contrabajo con tripas humanas o el totem hecho con miembros humanos), pero es lo propio de esta serie, y si no fuera así ya no estaríamos hablando de Hannibal Lecter.
La serie es genial y me alegra mucho que no la cancelaran. Espero disfrutar pronto de la aún más brutal e impresionante 2ª temporada.

viernes, 11 de julio de 2014

El Marqués de Sade. Una vida, de Francine du Plessix Gray


Me leí la biografía de Sade en el 2002, hace ya 12 largos años (en concreto este mismo ejemplar; lo compré, lo leí y luego lo doné a la biblioteca). El Día de las Letras Gallegas, el 17 de mayo, hicieron en mi pueblo un mercadillo de libros de segunda mano gratis (lo hacen todos los años por el Día del Libro pero este año hubo que aplazarlo porque dieron lluvia) y ahí encontré por pura casualidad un libro del Marqués, “Justine”, una de sus obras más importantes (por importante quiero decir polémica). Antes de leerlo quise volver a leerme la biografía, así que lo busqué en la biblioteca pero no lo encontré. Se lo mencioné al bibliotecario y se puso a buscarlo, pero tampoco dio con él. Los libros que menos se prestan los guarda en un pequeño almacén en la segunda planta, por cuestión de espacio, y lo buscó ahí, pero nada. Una de dos, o se perdió, o alguien lo robó (tampoco sería la primera vez), así que me quedé con las ganas. Pero al final la Fortuna me sonrió porque unas semanas más tarde lo encontré por pura casualidad en uno de esos expositores giratorios de libros de bolsillo, que hay en el primer piso, algo que el bibliotecario ignoraba porque los libros de ese expositor no los tiene controlados. En definitiva, una buena noticia tanto para él como para mí, y esta semana pasada me he dedicado a disfrutar de la azarosa vida del Marqués.

Donatien Alphonse François, el Marqués de Sade (dato curioso: el Marqués debería haberse llamado Donatien Aldonse Louis, pero cuando las criadas lo llevaron a bautizar se les olvidó el nombre, y acabó llamándose Alphonse François, algo que a Sade siempre le molestó, porque por aquel entonces el rey era Luis XV y todo el mundo quería llamarse como él) es uno de los personajes más transgresores y polémicos de la Historia y tiene el dudoso honor de haber dado lugar al término “sádico”. A Sade le tocó vivir en una época muy puritana, así que las orgías que llevó a cabo supusieron un escándalo cuando se corrió la voz, y a causa de ellas pasó buena parte de su vida adulta entre rejas. En esta biografía se describen detalladamente algunas de ellas, las más escandalosas, pero tengo que decir que no son para tanto. Sus fantasías consistían básicamente en la flagelación y el sexo anal (que entonces era ilegal y estaba penado con la muerte) y blasfemar contra Dios y la Virgen durante el acto sexual (era un ateo convencido y en esa época las prostitutas eran muy creyentes, y cuando las obligaba a blasfemar ellas se negaban y huían despavoridas). Hoy en día, azotar y dar por culo no es nada del otro mundo, pero puede que esto sea así gracias a que a alguien como Sade se le ocurrió ponerlo en práctica, arriesgándose al escarnio público. Yo me imaginaba que sus orgías serían más impactantes y depravadas, pero no, en eso me decepcionaron un poco (esas las dejó para sus polémicos libros). Bueno, tenía una parafilia bastante asquerosa que consistía en que le echaran pedos en la cara para aspirar el olor, y eso sí que da cosica.

Ruinas del castillo de La Coste
El carácter excéntrico de Sade así como sus obsesiones sexuales se deben, según expertos en la materia, a la ausencia de la figura materna. Su padre era diplomático y siempre estaba viajando al extranejro y en los primeros 10 años de su vida apenas se vieron. Su madre siempre viajaba con su padre para tenerlo controlado y sacarlo de apuros ( en su juventud el Conde de Sade también fue un libertino de cuidado y sus bacanales no tenían nada que envidiar a las de su hijo). Antes de nacer Donatien, sus padres tuvieron una hija, que murió a los dos años. Esto afectó mucho a la madre, que no quiso pasar por el mismo suplicio con Donatien y se desentendió totalmente de él; apenas se vieron unas pocas veces a lo largo de su vida. Así que lo de los azotes y su obsesión por los culos vienen subconscientemente de ahí. Pero no todo proviene de la ausencia de la madre. Donatien se crió primero con su abuela materna, que se lo consentía todo, y luego con un tío que era abad, Jacques-François de Sade. El abad era muy libertino y por su casa pasaban mujeres constantemente y era muy dado a fiestas, así que eso también influyó.

A oídos del Conde llegaron los rumores de que a su hijo lo estaban malcriando así que lo metió en una escuela jesuíta, en la que el joven Marqués lo pasó bastante mal. Posteriormente ingresó en una academia militar y al finalizar su inistrucción pasó a servir en el regimiento de la Caballería Ligera de la Guardia del Rey (su prestigio era similar a la de los mosqueteros de Dumas). Poco después comenzó la Guerra de los Siete Años y en ella Sade destacó notablemente. Pero entonces su padre se enteró de su afición al juego y de sus primera juergas, así que decidió concertarle un matrimonio para hacerle sentar la cabeza (el Conde de Sade se volvió bastante religioso y no quería que su hijo siguiera sus mismos pasos). La elegida fue Renée-Pélagie de Montreuil, cuya familia pertenecía a la nueva burguesía. Al principio todo fue de maravilla. Se llevaba muy bien con su esposa, que lo adoraba, y su suegra se convirtió en la madre que nunca tuvo, pero no tardó en volver a las andadas y tuvieron lugar los primeros encarcelamientos de Sade. Su suegra hacía todo lo posible por sacarlo de prisión y su esposa era tan cándida que aun sabiendo lo que su marido hacía por ahí lo defendía incansablemente (de hecho lo amaba tanto que incluso tomó parte en una de sus orgías, la más polémica de todas). Y nada más quedar en libertad Sade no tardaba en poner en marcha la siguiente orgía, con lo que el ciclo volvía a comenzar: cárcel, quedaba libre o bien se fugaba, regresaba a su castillo de La Coste donde llevaba a cabo otra bacanal, le advertían de que la policía iba a arrestarlo y volvía a fugarse. Y su suegra pasó a convertirse en su peor enemigo cuando Sade se lió con la hermana menor de su esposa, algo que jamás le perdonó (aunque su esposa sí). Pero cuando tuvo lugar el “episodio de las niñas” todo cambió para él.

Sade encarnado por Geoffrey Rush en la película Quills
Sade se llevó a La Coste a cinco chicas de 15 años, vírgenes, y a un chico de la misma edad, y la orgía duró seis semanas. No duró más porque lo que sucedió allí dentro corrió como la pólvora por toda Francia y la sociedad francesa se escandalizó de tal forma que el rey firmó una lettre de cachet (con esto el rey podía encerrarte de por vida sin necesidad de juicio, algo habitual en la época) y Sade pasó los siguientes 13 años de su vida en prisión, los primeros 8 en Cincennes y los 5 últimos en la Bastilla. Fue en esta última donde comenzó su faceta de escritor y allí escribió tres de sus obras más conocidas: “Los 120 días de Sodoma”, “Aline y Valcour” y el primer borrador de la novela “Justine”.
Luego llegó la Revolución Francesa y unos días antes de la toma de la Bastilla lo trasladaron al manicomio de Charenton, antes convento de los Hermanos de la Caridad, debido a su mala influencia sobre los demás presos y se quedó allí durante los siguientes meses, hasta que se instauró la nueva República y llegó el Terror de Robespierre y se empezaron a cortar cabezas a mansalva. Se anularon las cartes de cachet y se liberaron a los presos políticos, entre ellos el Marqués.

Retrato de la esposa de Sade
En la nueva sociedad Sade se convirtió en un ciudadano respetable y alcanzó puestos de gran responsabilidad política, pero confiado cometió el error de mostrar públicamente su opinión contra la religión. De entrada no pasó nada, pero luego la corriente cambió y se persiguió a los antirreligiosos (Robespierre consideraba a la corriente antirreligiosa como algo propio de la aristocracia), así que Sade volvió a prisión y por un pelo no le cortan la cabeza.
El reinado de Robespierre llegó a su fin cuando a éste le cortaron la cabeza con el mismo instrumento que tan popular había hecho, y Sade fue liberado. Luego llegó Napoleón y Sade publicó la novela “Juliette”, su obra más transgresora y polémica hasta la fecha, de forma anónima, claro, aunque de poco le sirvió. La sociedad francesa quedó tan escandalizada (una vez más) que Sade acabó de nuevo con sus huesos en el manicomio de Charenton, y allí pasaría los últimos 13 años de su vida.

El Marqués de Sade fue un personaje único como pocos y su biografía es apasionante. Algunas pueden ser algo lentas y pesadas, o incluso poco interesantes, pero este no es el caso. Es muy amena y está muy bien escrita, y te atrapa desde el principio. Además no se deja nada atrás y una buena prueba de ellos son sus 730 páginas. Y no le sobra ninguna. Sin duda una lectura muy recomendable si sientes curiosidad por la figura del Marqués. Yo te lo recomiendo.
Bien. En mi biblioteca tienen “La filosofía en el tocador” y yo tengo en casa “Justine”, así que ahora creo que ya estoy preparado para leerlos. Espero que pronto.

miércoles, 9 de julio de 2014

Juego de Tronos. 3ª temporada (¡Ojo Spoilers!)


Al igual que hice con la 2ª temporada, opté por esperar a volver a leer el tercer libro antes de verla, para refrescar bien la memoria y saber lo que me iba a encontrar y lo que no, y la espera ha merecido la pena, porque sin duda es la temporada más alucinante de estas tres (digo tres porque aún no he visto la 4ª), una jodida maravilla. Normalmente la serie suele adaptar un libro por temporada, pero el tercero tiene unas 1130 páginas y la serie solo puede hacer 10 capítulos por temporada. Era imposible adaptarlo entero en una sola temporada, así que lo dividieron en dos: esta 3ª temporada se ocupa de la primera mitad y la 4ª de la segunda.

Jon Nieve se infiltra entre los salvajes para averiguar cuáles son sus planes y su relación con Ygritte profundiza de tal forma que empieza a tener dudas acerca de su misión. Tywin, como nueva Mano del Rey, relega a Tyrion a Consejero de la Moneda y planea su boda con Sansa y la de Cersei con Loras Tyrell, el Caballero de las Flores. Tyrion, tras el ataque sufrido durante la batalla del Aguasnegras, se ha vuelto bastante paranoico y cree que todo el mundo quiere matarlo. Brienne lleva a Jaime rumbo a Desembarco del Rey pero caen en manos de la Compañía Audaz (también conocidos como los Titiriteros Sangrientos), algo que tendrá terribles consecuencias para Jaime. Arya se topa con la Compañía sin Estandartes y posteriormente con el Perro, que decide llevársela a los Gemelos, donde va a tener lugar en enlace entre las Casas Stark y Frey, con la esperanza de recibir alguna recompensa, pero todos sabemos cómo acabará esto. Daenerys consigue finalmente su ejército de Inmaculados y empieza a conquistar las ciudades libres a su paso, liberando a sus esclavos. Y en esta temporada también se ultiman los preparativos de la boda entre Geoffrey y Margaery Tyrell, y conocemos a su mordaz abuela, Lady Olena, la Reina de las Espinas. También conocemos a algunos personajes que debieron haber salido antes, como Johan y Meera Reed, que guían a Bran hacia el Norte, hacia el cuervo de tres ojos, y a Edmure y Brynden Tully, hermano y tío de Catelyn Stark. El Pez Negro me gustó, es recio como en el libro, pero no así el hermano de Catelyn, que en mi opinión le falta un punto de rudeza. Digamos que su armadura está en demasiado buen estado. Ygritte me encanta. Tiene un carácter muy fuerte y pone a Jon en su sitio. Además mola cuando dice su mítica coletilla, “No sabes nada, Jon Nieve”. Yo también me hubiera quedado en la cueva con ella.

Vargo Hoat también. Más o menos me lo imaginaba así, aunque eché de menos su ceceo. A Thoros de Myr no. más que corpulento es más bien gordo, y una cosa que me molesta es que cambien al actor que interpreta a tal personaje de una temporada para otra. Ocurre con la Montaña y en esta temporada ocurre con Beric Dondarrion (en la 1ª tenía el pelo largo y aquí lo tiene corto, aparte de que claramente es otra persona). En esta temporada Margaery Tyrell me cae mejor. No es tan arrogante y ambiciosa como en la temporada anterior y se interesa por las dificultades del pueblo, ganándoselo, al contrario que su odioso prometido. Parece mentira pero Geoffrey es incluso más sádico que en los libros. Ganas de ver ya ese gran momento que los fans llaman “La Boda Púrpura”. Daenerys me gusta cada vez más. Lejos queda la chiquilla insegura y asustadiza de la 1ª temporada. Me encanta cuando le sale la vena Targaryen, se nota que es hija de su padre.

Me pregunto qué estará viendo...
Esta temporada tiene algunos momentos realmente impresionantes, como la escalada del Muro; esa primera conversación de Tywin con Tyrion, muy dura y en la que Tywin muestra todo su desprecio hacia su hijo; la primera reunión con Tywin como Mano y su divertido juego de las sillas; la de la mano de jaime, realmente impactante; ese momento en que Daenerys consigue su ejército de Inmaculados, épico como nada visto hasta ahora (la verdas es que se me puso la piel de gallina) y no podía faltar la Boda Roja, el acontecimiento más impactante de toda la serie. . Yo me leí el libro dos veces, y la 2ª vez, al llegar a este momento, me puse muy triste y no quise seguir leyendo porque ya sabía lo que me iba a encontrar. Pero lo hice porque no quedaba otra. De igual modo, al llegar al capítulo 3x09, me puse muy triste y no quise verlo, pero me obligué a hacerlo porque era algo por lo que tenía que pasar. Lo contrario habría sido trampa. Verlo con tus propios ojos es incluso más duro que leerlo, porque aunque parezca increíble en la serie es más fuerte que en el libro. A diferencia de éste, la esposa de Robb sí está presente, y te dan ganas de echarte a llorar porque está embarazada y ella es la primera en morir; la apuñalan repetidas veces en el vientre y eso es algo terrible de ver. Y si hay algo peor que esto es lo del lobo. Pobrecillo. ¡Cabrones!

Antes de ver la 4ª temporada esperaré a leerme el ansiado 5º libro, pues en ella adelantan algunas cosas de él para ganar tiempo, algo que me molesta un poco porque aún no toca. En fin, espero hacerlo este verano.

lunes, 7 de julio de 2014

Blaze, de Stephen King (Richard Bachman)(¡Ojo Pequeño Spoiler!)


Stephen King escribió esta novela en 1973, antes que “Carrie”, pero tras releerla le pareció una mierda y la metió en una caja durante 30 años. Luego, un año después de publicar “Colorado Kid” con la pequeña editorial Hard Case Crime, quiso volver a colaborar con ellos, publicando esta vez algo un poco más fuerte que aquella novela corta, y pensó en “Blaze”. Volvió a releerla y en esta ocasión le pareció bastante buena, pero no la novela idónea para Hard Case, que se centra en novela negra y de crímenes, así que la reescribió y la publicó con su editorial de siempre en 2007.

Los Gerard son multimillonarios y acaban de tener un bebé. Blaze y George planean secuestrarlo y pedir por él un cuantioso rescate, pero antes de poder llevar el plan a cabo George muere. Blaze es un poco “lento” y a veces se olvida que su compañero ha muerto y sigue hablando con eĺ como si eso no hubiera pasado (y en su mente George le responde), así que decide seguir adelante con el plan y secuestrar al bebé, pero comete muchos errores y el FBI no tarda en ponerse tras su pista.

Todo aquel que diga que Stephen King es solo un escritor de terror yo le recomiendo encarecidamente que se lea este libro, porque así descubrirá que aparte de aterrorizar a uno también puede tocarle la fibra sensible de tal forma que poco le faltará para derramar algunas lágrimas. Clayton Blaisdell Jr, “Blaze”, es un personaje que parece sacado de un libro de Dickens. Con las dificultades por las que pasa desde su niñez resulta imposible no compadecerse de él. Su padre, alcohólico, lo tira por las escaleras, dejándolo en coma varias semanas y un feo hueco en la frente; al despertar, se ha quedado medio tonto. Luego lo envían a Hetton House, una especie de orfanato-granja, donde tiene varios encontronazos con el estricto director, que es muy proclive al castigo corporal. La primera familia que lo adopta lo trata como a una bestia de carga y la cosa entre ellos acaba bastante mal. La segunda es todo lo contrario, el hombre es muy bueno con él, pero cuando está a punto de adoptarlo sufre un infarto y fallece, y Blaze tiene que regresar de vuelta a Hetton House.
Los flashbacks sobre la juventud de Blaze son mi parte favorita. Son mucho más interesantes que la parte del secuestro y es lo que despierta la simpatía y comopasión del lector. Lo del secuestro, pese a su gravedad, contiene algunas escenas bastante graciosas, y es que Blaze comete tal cantidad de errores (como el atraco a la gasolinera) que es imposible no reírse. Pobre.

Este me ha parecido un muy buen libro de King, muy ameno y de fácil lectura, y que por cierto contiene una gran primera frase (“George estaba en algún lugar en la oscuridad”), una de las que más me gustan de toda su obra. Las cosas no acaban bien para el protagonista, pero reconozcámoslo, dado el camino que escogió recorrer, no cabía otro posible. Sin duda es uno de los mejores libros del Maestro, una lástima que hubiera que esperar 30 años a que viera la luz. Aparte, el libro incluye el relato "Memoria", que posteriormente se convertiría en la novela "Duma Key". La verdad es que al leerlo te das cuenta de que podría haber dado para mucho más. Afortunadamente King acabaría dándose cuenta.
Bien, y con esto pongo punto y final a mi desafío de leerme este año las siete novelas que Stephen King escribió con el seudónimo de Richard Bachman. Dos desafíos fuera, quedan tres.