Buscar este blog

martes, 5 de julio de 2011

Tokio Blues, de Haruki Murakami

Jamás pensé que acabaría incluyendo a Murakami en mi lista de autores favoritos. Llevaba varios meses oyendo hablar de él sin parar, que si es uno de los mejores escritores actuales, las excelentes críticas de sus libros, la cantidad de premios que ha ganado... Todo eso le otorgaba un aura de escritor demasiado serio para mí, además algunos de sus libros me parecían un poco raros, ene plan surrealista tipo Matrix, y eso me daba ciertos reparos. Pero ojeé uno de sus libros por encima y me gustó la forma en que se expresaba, así que decidí arriesgarme con el presente libro. El resultado no me defraudó en absoluto.

Este no es un libro surrealista ni hay ningún tipo de sueños oníricos, es un drama, un libro sobre relaciones, sobre el amor y el sexo, sobre las decisiones y tragedias que marcarán la v¡da del protagonista y lo guiarán en el camino hacia la vida adulta.

Al bajarse de un avión, Toru Watanabe escucha una canción de los Beatles, Norwegian Wood, y eso le hace remontarse veinte años atrás, cuando tenía 18 y vivió varias experiencias trágicas y difíciles. Su amigo Kizuki inesperadamente se suicida, y un año después se encuentra con la novia de éste, Naoko. Empiezan a pasar tiempo juntos y cuando mejor están a ella la internan en un centro especial. Al parecer quedó un poco tocada desde el suicidio de Kizuki, y ella y Watanabe empiezan a cartearse.
Al mismo tiempo Watanabe conoce a una chica muy alegre y extrovertida, Midori, de la que se hace amigo. Ella tiene sus propios problemas personales y además tiene novio, así que la situación no es sencilla para Watanabe, ya que las quiere a las dos y no sabe a cuál prefiere.

El libro me ha gustado mucho, es tierno y muy bonito, pero el protagonista no despierta mi simpatía, ya que va por ahí acostándose con un montón de chicas cuando se supone que está enamorado. Las que sí me gustaron fueron las tres mujeres de su vida y sus trágicas experiencias personales que las marcaron, en especial la de Reiko. Yo me sentiría impotente y furioso si me pasara lo que a ella.

Ahora de lo que tengo ganas es de ver la película, por eso de comparar y tal.

1 comentario:

  1. Pues estamos en las mismas. Bueno, estábamos... :P

    Yo también veo que nombran este autor una y otra vez, pero no he leído nada de él... :/

    Creo que tengo una visita pendiente a la biblioteca! :D

    ResponderEliminar