Buscar este blog

miércoles, 14 de septiembre de 2011

Siete vidas, de John Grisham

Esta es la primera antología de John Grisham y una vez más vuelve a alejarse de su género habitual  para deleitarnos con unos relatos dotados de mucho humor e ingenio, de ironía y, claro está, de su correspondiente dosis de drama. Me lo he pasado de maravilla leyéndolos y más de una vez me encontré riéndome a carcajadas. ¿Quién iba a pensar que un tipo que escribe thrillers judiciales podría ser tan gracioso? 

1.CAMPAÑA DE DONACIÓN

Un bulldozer choca contra el andamio en el que Bailey, un chico de 19 años, estaba trabajando, y acaba gravemente herido. Necesita una gran cantidad de sangre y tres amigos suyos cogen la camioneta y parten hacia el hospital de Memphis, para donarle toda la sangre. Durante el viaje les pasan todo tipo de peripecias y cuando por fin llegan a Memphis en vez de ir al hospital se van a un local de streaptease.

Este es un relato divertidísimo donde lo que menos importa es el objetivo del viaje. Imposible no reírse ante las situaciones por las que pasan los tres protagonistas. Sobretodo al final, que es muy irónico. 

2. RECOGER A RAYMOND

Inez Graney acude con sus hijos Butch y Leon a la prisión de Parchman, donde van a ejecutar a su otro hijo Raymond, acusado de matar al ayudante del sheriff.

La parte del viaje es bastante divertida, donde se nos cuenta el pasado carcelario de los tre hermanos y de lo que su madre ha tenido que aguantar por su culpa. el relato adquiere un tono más serio cuando rechazan el último recurso de Raymond y está claro que lo van a ejecutar. Triste final. 

3. EXPEDIENTES PEZ

Mackk Stafford, abogado, acepta un acuerdo de medio millón de dólares por cerrar el caso de unas motosierras defectuosas que le costó a sus propietarios algún que otro miembro amputado. Despide a su secretaria, cierra su bufete, se divorcia de su mujer y se dedica a disfrutar de su vida a partir de entonces.

La prueba de que no hace falta trabajar duro para conseguir lo que se desea. El protagonista es un abogado mediocre que odia su trabajo y no soporta a su mujer ni a su hija. Entonces le llueve el dinero del cielo y decide pegarse la vida padre. Al final esperas que ocurra algo que le haga darse con la frente contra el suelo, pero sorprendentemente no es así. Me ha gustado mucho. 

4. CASINO 

Después de que su mujer lo abandone y se líe con el dueño del nuevo casino de Clanton, Sidney Lewis aprende a contar cartas y gana tantísimo dinero que lleva a la bancarrota al casino.

Este también me ha encantado. Además el tema de contar cartas es algo que me fascina. Es genial la forma que tiene el protagonista de vengarse del que le ha quitado a su mujer. ¡Ojalá pasara más a menudo!

5. LA HABITACIÓN DE MICHAEL 

Stanley Wade representó hace años a un médico acusado de negligencia médica, responsable de que el hijo de Jim Cranwell naciera en un estado prácticamente vegetal. Stanley ganó el juicio y los Cranwell se quedaron sin nada. Ahora, Jim Cranwell secuestra a Stanley para someterlo a su propio juicio.

Esta es una historias magnífica, muy en la línea de "Legítima defensa", y creo que estaría perfecta como novela. Sobran las palabras. 

6. REMANSO DE PAZ 

Gilbert Griffin empieza a trabajar en "Remanso de Paz", un hogar para jubilados un tanto descuidado. Desde el primer momento empieza a reunir pruebas de todos los defectos que encuentran y de lo mal que cuidan a los ancianos, para poder utilizarlas cuando más le convengan a él. Al mismo tiempo se hace amigo de un anciano, el cual acaba incluyéndolo en su testamento, dejándole todo su dinero para que lo administre como crea conveniente. Este, claro, es el objetivo de Gilbert desde un principio, y cuando acaba aquí, va en busca del siguiente asilo.

Con este relato tuve sentimientos encontrados. Por un lado, el relato denuncia esos asilos que no cuidan a los ancianos como debieran y que encubren los incidentes que ocurren entre sus paredes, y eso me parece muy bien. Por otro lado, no me gusta nada que el protagonista se quede con el dinero del viejo y luego se vaya de rositas. Qué sinvergüenza. 

7. EL RARITO 

Adrian Keane es un joven homosexual con sida que regresa a su pueblo natal para pasar sus últimos días de vida, mientras tiene que hacer frente a los prejuicios de sus vecinos.

Este es un relato triste y muy emotivo. Es indignante que traten al protagonista como si fuera un leproso, pensando que si tocan el mismo dinero que él ha tocado van a transmitirle su enfermedad. ¡Qué HP el cura! Por razones como esta reniego de la Iglesia. ¿No se supone que hay que perdonar todos los pecados?

2 comentarios:

  1. Que buena descripción, felicidades tal como es, no agregaría nada.

    ResponderEliminar